La sirena Sena y la bruja del mar


La  sirena Sena y la bruja del mar:





Erase una vez, hace algún tiempo viva, en el fondo marino del mundo de las sirenas, una preciosa sirena llamada Sena. Sena era una de las sirenas que disponía de una de las mejores voces de todas las sirenas y sirenos del océano, disponía de un largo cabello de color plateado y unos hermosos ojos de color verde como el mar. Era una de las sirena más jóvenes que existían allí y vivía en el interior de su castillo realizado con hermosas conchas marinas , adornado con preciosas algas de colores y con perlas de almeja. En el interior del castillo viva con sus padres donde vivía plácidamente disfrutando de su vida como una sirena soltera, había compartido su hogar durante un tiempo con sus queridas hermanas que tras alcanzar al edad adulta habían abandonado el hogar paterno para  vivir en compañía de las diferentes parejas de sirenos que habían elegido como esposos. Sus dos hermanas, la sirena Nara y la sirena Lanta eran hermosas sirenas y siempre habían mantenido una buena relación con su hermana pequeña a la que siempre habían cuidado y amado. 
Ellas sabían que su hermana menor era una sirena muy especial, ya no tan solo porque era capaz de entornar muy bellas melodías sino también porque poseía un corazón dulce y bondadoso que la convertían en una excelente sirena. Era capaz de entender a todo aquel animal marino que necesitase su compresión y su ayuda, era capaz de situarse en el lugar del otro con la intención de  poder mostrarle su cariño y era capaz de defenderlos aun poniendo en riesgo su propia vida. Pero a pesar de tener un hermoso corazón y de ser una sirena muy noble en el fondo de sí misma sentía dudas de cómo poder llevar su vida y por este motivo cuando se trataba de tomar sus propias decisiones, dudaba demasiado y se dejaba llevar por la opinión de los demás sin tener en cuenta sus verdaderos sentimientos. Esto le ocasionaba tomar decisiones equivocadas ya que se dejaba guiar y se dejaba influenciar demasiado por la opinión de los demás. Sus hermanas siempre habían querido que ella fuera capaz de tomar sus propias decisiones ya que el hecho de dejar que los demás gobernaran su vida le podría traer consecuencias negativas en su vida como futura Sirena e intentaban continuamente darle buenos consejos y orientar sus pasos hacia una vida en la que ella misma pudiera controlar sus decisiones. Pero Sena era demasiado confiada y dubitativa , cada vez que debía de tomar una decisión importante en su vida se dejaba guiar por los consejos de los demás y por la percepción que de ellos obtenía de tal forma que llegaba a confundir sus propios deseos con los deseos de los demás. En ocasiones esta falta de decisión le había causado en más de una ocasión que dejara de realizar actividades que ella deseaba realizar por complacer algún que otro sireno que le pedía su compañía. En numerosas ocasiones había dejado de asistir a sus clases de canto para acompañar a su fiel amigo el sireno Rieno a realzar cualquier otra actividad porque así se lo había solicitado a pesar de tener que dejar de perfeccionar su canto durante ese día tan solo por el simple hecho de que el sireno Rieno quería egoístamente su compañía. Pero a Sena lo le costaba nada abandonar sus planes del día por satisfacer los deseos de su compañero Rieno hecho que causaba preocupación a sus hermanas que veían como poco a poco Rieno iba absorbiendo y controlando la vida de su hermana sin que ella se diera apenas cuenta. Las hermanas creían que Rieno pretendía confundir los sentimientos de su hermana Sena para que llegado el momento en que cumpliera los dieciséis años ella estuviera dispuesta a casarse con él a pesar de que ella sentían que ella nunca podría enamorarse de Rineo ya que lo consideraba como tan solo un buen amigo . Pero Rieno si que tenia sentimientos de amor hacia ella y quería que ella compartiera estos mismos sentimientos, pensaba que haciéndose indispensable para ella podría conseguir al fin que ella se enamorara de él y aceptara su compromiso venidero. Rieno había intentado estar siempre al lado de la familia de Sena para ganarse su confianza y su aprecio y sus padres habían logrado verlo como el futuro y el único posible pretendiente para su hija ya que Rieno había invertido mucho esfuerzo y dedicación en que así fuera. Los papas de Sena cuando veían que su pequeña estaba en compañía de Rieno se mostraban tranquilos y despreocupados sabiendo que a su lado su pequeña estaría siempre protegida. Pero las hermanas pensaban de manera diferente a sus papás y en numerosas ocasiones habían intentado hacerle ver a sus padres que Rieno podría no ser la pareja ideal para su hermana.

-          Buenos días- dijo Nara acercándose a sus padres que se encontraban en la sala principal del castillo
-          Buenos días Nara- dijo el padre Sienco besando a su hija  , a su marido y al  pequeño sireno que recientemente había nacido
-          Veo que vuestro pequeño está cada día más grande- dijo emocionado el papa Sienco abrazando a su nieto
-          Y veo que seguís siendo la pareja de enamorados que habéis sido siempre- acabó por concretar el padre sireno admirando la bonita pareja que realizaban
-          Estoy desenado que llegue el día en que nuestra querida Sena cumpla los dieciséis años- dijo el padre emocionado viendo una de las fotografías de su pequeña cantado en la coral
-          Día en que podremos celebrar su compromiso con Rieno- dijo con pleno convencimiento
Estoy seguro que ellos  llegarán a convertirse en la pareja de sirenos más envidiada de todo el océano- dijo el papa ante la mirada de decepción de Nara
-          Pero papá…sigues en tu empeño de que ellos lleguen  a comprometerse y que unan sus vidas para siempre a pesar de que Rieno no sea la pareja ideal para mi hermana- dijo Nara ante la mirada extrañada de su padre que no entendía las palabras de su hija
-          Pero Nara…¿ cómo puedes dudar del amor que siente Rieno hacia tu hermana?  El ha demostrado con creces ser el sireno perfecto para ella- dijo el papá de las sirenas mientras que abrazaba a su nieto
-          No dudo del amor que Rieno pueda sentir hacia mi hermana, lo que dudo es de los verdaderos sentimientos de Sena hacia él. Han compartido muchos momentos de niños juntos, se llevan extraordinariamente bien ya que son buenos amigos pero dudo de que realmente mi hermana esté enamorada de él- dijo Nara cuando de repente apareció en la sala de estar su madre llevando consigo el ramo de algas que estaba confeccionando para Sena
-          Hola hermosa ¡- dijo la mamá de las sirenas besando a su hija. Estoy confeccionando el ramo para formalizar el compromiso de Sena con Rieno . Espero que esté preparado para su decimosexto aniversario ya que será el momento en que anunciaremos su compromiso con Rieno- dijo la mama de las sirenas emocionadas
-          Será la novia más bonita de todo el océano  y su matrimonio será tan feliz como lo ha sido y sigue siendo el vuestro- dijo la mama de las sirenas refiriéndose a sus dos hijas mayores
-          Matrimonios felices y perfectos, unidos por verdadero amor y hermosa comprensión- dijo la mamá mientras que su padre confirmaba sus palabras
-          ¿Ves como tu madre piensa lo mismo que yo, no entiendo por qué surgen tales dudas en tu interior- dijo el padre ante la mirada cabizbaja de Nara
-          ¿ Qué ocurre Nara? ¿ acaso dudas de que el matrimonio de nuestra pequeña con Rieno sea un feliz compromiso?- dijo la mama mientras que Nara intenab hacerles entender a sus padres que  Sena no podía saber si realmente amaba o no a Rieno como  un futuro esposo ya que siempre había estado en su única compañía y no había podido establecer relaciones con otros de los sirenos del océano que la habían pretendido
-          Dudo en que Sena sepa si realmente ama a Rieno ya que tan solo ha podido conocer su compañía. Rieno siempre se ha preocupado de que mi hermana no pudiera realizar nada sin su aprobación y sin su consentimiento, ha intentado siempre que ella dependiera de su opinión y ha conseguido hacerse indispensable para ella. Con ello ha limitado sus posibilidades de conocer a otros sirenos y poder descubrir realmente lo que siente en su interior- dijo Nara mientras que los papas no entendían las dudas de Nara
-          Creo que  te estás dejando llevar por la duda de manera innecesaria ya que Rieno no tan solo es el mejor pretendiente para tu hermana sino que ella también comparte buenos sentimientos hacia él. Siempre procura estar a su lado y ofrecerles su amor y su confianza cuando él se lo solicita, incluso a pesar de que ello implique tener que dejar un tiempo de realizar su actividad preferida , la del canto-. Es capaz de dejar de cantar tan solo por permanecer en su compañía – dijo el papa en tono orgulloso
-          Eso demuestra que está profundamente enamorada de él- dijo la mamá afirmando las palabras de su marido
-          Si no estuviera profundamente enamorada de él no dejaría de realizar las actividades que a ella le gusta realizar por él, no desearía estar continuamente en su compañía y no le solitaria consejo. Simplemente si no le amara no desearía su compañía- dijo la mama sirena Canla.
-          Pero esta necesidad que ella tiene por estar con el quizás no sea enamoramiento quizás tan solo es costumbre, ello no garantiza que sea su pareja ideal. No ha conocido otros sirenos, no ha podido ver el océano en su inmensidad , no conoce nada acerca de otras posibilidades , no podemos confiar en que Riero sea su pareja ideal tan solo por el hecho de que él se  haya hecho indispensable para ella- dijo la hermana que sabia interiormente que la influencia que su hermana había recibido por parte de Rieno estaba siendo  la responsable de  conducirla hasta el compromiso con el si ni tan siquiera poder plantearse otra posibilidad
-          Creo que debíamos hablar seriamente con Sena y exponerle que antes de formalizar su compromiso debería salir de este océano y conocer nuevos sirenos- acabó por concretar Nara sin saber que su hermana permanecía escondida tras el armario de la sala de estar escuchando la conversación que allí estaba teniendo lugar
-          No creo que sea una buena opción ya que lo único que haríamos seria sembrarle más dudas en su corazón, Rieno es su pareja ideal porque siempre lo hemos creído así y será su futuro esposo .Nos disgustaría que ella  decidiera comprometerse con cualquier otro sireno que no fuera él, ya que pensamos que juntos serna capaces de formalizar una bella pareja tal y como lo somos nosotros y como lo sois vosotros y tu hermana Lanta
-          Tu padre tiene razón , no podemos sembrar de dudas el corazón de nuestra pequeña, no hay duda de que ella está realmente enamorada de Rieno- dijo la mama intentando cambiar el tema de conversación
-          Y no se hable más dentro de cinco días será su cumpleaños y será uno de los días más felices de su vida, ya que anunciaremos su compromiso con Rieno- dijo la mamá mientras que Sena comenzaba a dudar de lo que realmente sentía hacia el sireno
-          Siempre he confiado en los sentimientos de mi hermana, ella siempre me ha apoyado y cuidado cuando lo he necesitado y ahora muestra dudas acerca de mis sentimientos hacia Rieno..quizás puede que se encuentre en lo cierto y mis sentimientos hacia el no sean de verdadero amor- Siempre he crecido a su lado, en su compañía y se ha hecho indispensable para mi pero eso ha provocado que no tuviera opción de conocer a otros sirenos…quizás mi verdadero amor se encuentre en otro lugar- dijo suspirando Sena mientras que se dirigía sollozando a su habitación.
-          Pero mis padres desean que formalice mi matrimonio con él ya que creen que es el sireno ideal para mi….no puedo defraudarles. Si ahora me niego a casarme con Rieno por las dudas que siento en mi corazón tan solo les causaré una gran pena y dolor y Rieno sufrirá también las consecuencias de mi decisión- dijo Sena sumida en un llanto profundo
-          No puedo hacerles eso, tengo que hacer lo que siempre han esperado de mi, debo cumplir mi destino y casarme con él, su amor y mi aprecio conseguirán que seamos una de las parejas más felices de todo el océano. Estoy segura que llegaremos a ser una gran familia- dijo la sirena mientras que miraba las fotos que guardaba en su libro de recuerdos
-          Toda mi vida y todos mis recuerdos giran en torno a Rieno, el ha sido mi confidente y mi amigo, siempre ha estado a mi lado cuando le he necesitado y sé que me ama profundamente, no puedo defraudarle ahora y negarme a casarme con el tan solo porque mi hermana dude de que él sea mi pareja ideal. Quizás sí que sea cierto que su compañía a evitado que yo pudiera conocer a otros sirenos pero nunca he sentido la necesidad de conocer a otros ya que al lado suyo me sentía llena y feliz….eso seguramente que debe ser amor.- dijo Sena sumida en sus propias dudas
-          No me ha importado dejar de cantar un dia o no acudir a la coral por estar a su lado, no me ha importado dejar lo que estaba haciendo para ir en su búsqueda, tan solo he deseado estar en su compañía …eso debe ser realmente el amor y el estar enamorado- dijo Sena mientras que reflexionaba
-          ¿Pero y si no fuera verdadero amor lo que siente mi corazón , si realmente solo fuera aprecio y cariño lo que siento y al casarme con él no lograra formalizar la pareja ideal que todos esperan que seamos?- dijo la sirena mientras que pensaba en la manera de poder encontrar la solución ante las dudas que en su interior sentía.
-          Creo que la única manera de poder convertirme en la esposa soñada para Rieno y en formalizar la pareja ideal que mis padres desean que forme con el es solicitándole la ayuda a  la bruja del mar Brejamar. Estoy segura de que ella sabrá como poder ayudarme a eliminar las dudas que mi corazón siente- dijo Sena mientras que se colocaba su capa marina con la intención de acudir hacia la casa de la bruja del mar que se encontraba en el arrecife de la tempestad
-          La bruja del mar sabrá cómo solucionar las dudas que mi corazón siente, ella ha realizado numerosos conjuros y encantamientos para todo aquel ser marino que ha solicitado su ayuda, estoy segura que sabrá como poder ayudarme- dijo la sirena mientras que salía por la puerta trasera de su castillo
-          Le solicitaré un hechizo de enamoramiento, le pediré  que realice un encantamiento sobre mi corazón  con el que provoque que me enamore totalmente de Rieno, de esta manera las dudas que mi corazón siente comenzarán a desaparecer y de esta manera lograré convertirme en la esposa ideal para él y formalizar la pareja ideal que mis padres desean ver – dijo la sirena mientras que partía en dirección al castillo de la bruja
-          La bruja sabrá ayudarme ya que con este encantamiento nadie saldrá dañado. Tan solo quiero convertir estos sentimientos de aprecio que siento en mi corazón por Rieno en verdadero amor. Con ello nadie resultará dañado, al contrario, mis padres serán felices viéndome dichosa al lado del pretendiente que desean para mi, mis hermanas verán que soy tan feliz como ellas en mi matrimonio y se enorgullecerán de mi y  Rieno será recompensado por toda la dedicación que siempre ha tenido hacia mi – dijo la sirena mientras que recorría el océano en busca de la casa de la bruja
-          La bruja del mar tan solo presta su ayuda si con ello no causa mal a ninguna especie marina, tan solo  realiza sus encantamientos si es capaz de comprobar que con ellos nadie sale dañado, tan solo si se da cuenta de que su hechizo esta fuera de todo efecto adverso estará dispuesta a ayudarme. La bruja nunca ha realizado conjuros orientada hacia el mal, siempre se ha movido manejando energías positivas y nunca me ayudará si ve que con ello puede causar daño a alguien- dijo la sirena Sena reflexionando para si misma
-          Pero este conjuro de enamoramiento no causará daño a nadie ya que todos resultaremos beneficiados, Reino , mis hermanas , mis padres y yo- dijo la sirena mientras que se acercaba hasta la puerta del castillo de la bruja donde una gran esponja marina aguardaba con la intención de alertar a la bruja sobre la presencia de cualquier animal marino que pretendiera solicitar la entrada hacia su castillo
-          Hola- dijo tímidamente la sirena acercándose a la esponja Corterina. He vendió a solicitar la ayuda de la bruja, necesito que resuelva las dudas que yacen en mi corazón- dijo la sirena mientras que Corterina abría fuertemente sus poros con la intención de escuchar las palabras de la sirena
-          Hola Sirena Sena- dijo acercándose hacia ella. Hacía tiempo que ningún sireno que acercaba hasta el castillo de la bruja….y veo que los rumores son ciertos- dijo la esponja que no despejaba sus poros de la sirena
-          Veo que es cierto que las sirenas sois las especies marinas más bellas de todo el océano y que tu Sena eres una sirena de belleza sin igual- dijo  la esponja mientras que la sirena se ruborizaba
-          Muchas gracias por tus palabras- dijo Sena mientras que miraba atentamente la entrada al castillo de la bruja
-          Eres una gran esponja y este es un hermoso castillo ….y espero que la bruja del mar Brejamar quiera aceptar mi presencia en su castillo ya que he venido a solicitarle su ayuda- dijo la sirena ante la mirada asombrada de la esponja
-          Pues…..la bruja siempre está encantada de recibir visita , muchos tibores, delfines y ballenas han acudido en busca de la ayuda de alguno de sus encantamientos, han venido a solicitarles favores para alegrar sus vidas ya que algo enturbiaba sus vidas o les causaba preocupación pero hace tiempo que ningún sireno le ha solicitado ayuda- dijo la esponja pensativo
-          Los sirenos y las sirenas suelen ser especies marinas felices, suelen edificar sus vidas basadas en la confianza y en el amor y suelen ser muy dichosos, logran solucionar sus problemas a base de afecto y comprensión por ello nunca reclaman la ayuda de Brejamar- dijo la esponja ante la mirada triste de Sena
-          Si ..es cierto..la mayoría de sirenos son felices, viven plácidamente en sus castillos de concha rodeados por sus parejas y por sus familias, no tienen problemas ni dudas en su interior- dijo la sirena cabizbaja
-          Pero por desgracia has encontrado a la única sirena que guarda dudas en su corazón, la única sirena infeliz de todo el océano a acudido en busca de la ayuda de la bruja del mar- dijo tristemente
-          Pero no te pongas triste bella sirena, no es malo solicitar ayuda cuando uno cree que la necesita por ello no te debes avergonzar- dijo la esponja mientras le secaba una de las lagrimitas que caían sobre su mejilla
-          Y la bruja del mar te ayudará si comprueba que el conjuro que necesita tu corazón para ser liberado de las dudas que en él se encuentran no altera el equilibrio del océano ni provoca daño a las especies que él se  hayan- dijo la esponja cuando de repente la puerta del castillo de la tempestad de la bruja del mar comenzó a abrirse mediante el movimiento del oleaje que la propia bruja había provocado
-          Adelante Sena… puedes pasar al interior de mi castillo- dijo la voz tenebrosa de la bruja mientras que las olas arrastraban a Sena al interior de su castillo
-          ¡Es la llamada de la bruja… ha escuchado tus palabras y desea verte. Tan solo déjate llevar por su oleaje!- dijo la esponja mientras que acompañaba a Sena al interior de su castillo

Y en cuanto la bruja  dirigió sus palabras hacia Sena, el oleaje que había provocado  comenzó a guiar a Sena por el interior de su castillo. Sena se dejó guiar por las olas que fueron conduciéndola por diferentes salas hasta llevarla hasta lo alto de una de las columnas centrales donde la bruja se encontraba subida a su gran pedestal salado admirando el libro del océano y realizando sus predicciones sobre la solución al problema planteado por la sirena.

-          Olas saladas del mar elevad a la dulce sirena hacia mi pedestal- dijo la bruja mientras que las olas elevaban la sirena hacia el pedestal salado donde la bruja se encontraba
-          Creo adivinar de que se trata tu problema, veo que muchas dudas han invadido tu corazón y que dudas acerca de lo que es verdaderamente el amor y el estar enamorado- dijo la bruja mirando atentamente la belleza de Sena
-          Eres una sirena bella, comprensiva y bondadosa..pero tu exceso de confianza en los demás y tu deseo de cumplir las expectativas que ellos tienen depositadas en ti ha conducido tu vida hacia el lugar donde ahora te encuentras y quizás no es el lugar donde deberías estar- dijo la bruja ante la mirada atenta de Sena
-          Pese a ello deseas entregar tu vida a Rieno tan solo por contentar a los demás con ello – dijo la bruja mientras que Sena  observaba como la bruja planteaban diferentes posibilidades para solucionar las dudas que en su corazón la pequeña tenia
-          Unirse en compromiso o no hacerlo, amor verdadero o amistad acostumbrada, vida familiar  falsamente fabricada y soledad no deseada- dijo la bruja mientras que miles de imágenes comenzaban a circular por el gran libro del océano
-          Padres, compromisos , hermanas y enamorados…..pero  ¿ donde se encuentra lo que Sena desea?- dijo la bruja mientras que Sena comenzaba a notar como su cabeza giraba en torno a los pensamientos que la bruja Creaba.
-          Y bien…dime Sena ¿ qué es lo que has venido a solicitarme?- dijo la bruja cuando de repente el oleaje dejo de producirse en torno a Sena y ella volvió a recuperar su estabilidad tras dejar de percibir el influjo de la magia de la bruja
-          Bueno…deseo enamorarme verdaderamente de Rieno, ya que esto provocará que las dudas abandonen mi corazón. Si me enamoro verdaderamente de él formaremos una pareja ideal ya que el me ama profundamente y yo le corresponderé de igual medida. De esta forma le haré feliz tanto a él como a mis padres- dijo la sirena mientras que la bruja comenzaba a mirar en su libro de conjuros el encantamiento que  aplicaría sobre la sirena
-          Así que crees que de esta manera todos seres felices ¿ verdad?- dijo la brujo ante la mirada atenta de la sirena
-          Si..si mi corazón deja de sentir dudas acerca de los sentimientos hacia Rieno me convertiré en le esposa soñada para él y cumpliré los deseos de mis padres cuando me vean inmensamente feliz a su lado- dijo Sena mientras que la bruja comenzaba a buscar los ingredientes necesarios para crear el encantamiento que la sirena le solicitaba
-          Así que de esta manera todos seréis felices..el encantamiento entonces podrá darse ya que no causará ningún daño a nadie¿ verdad Siena?- dijo la bruja ante la mirada atenta de la sirena
-          Si- dijo con pleno convencimiento
-          Entonces no debemos seguir hablando más ya que el encantamiento podrá tener lugar siempre y cuando logres traer hacia mi castillo los tres ingredientes que necesito para poder crearlo- dijo la bruja mientras que la sirena escuchaba sus palabras
-          Tres ingredientes para el conjuro me deberás traer  antes de que tenga lugar el día de tu aniversario y se formalice tu compromiso con Rieno. Uno de los elementos lo deberás obtener buscando al tiburón Roneo ,de el deberás obtener el colmillo de tiburón que siempre le acompaña colgado de su cuello. Deberás traérmelo para poder iniciar el encantamiento que realizaré para ti.- dijo la bruja mientras que le mostraba el camino que tendría que recorrer hasta llegar hacia el océano donde Roneo vivía
-          El siguiente elemento que deberás conseguir lo hallarás en el mundo de los delfines, en el deberás buscar al delfín Rufino y lograr que te entregue la concha estrella donde guarda las disposiciones que en su vida como delfín debe llevar a cabo- dijo la bruja mostrándole una imagen de la concha estrella del delfín
-          Deberás traérmela y con ella dispondremos del segundo ingrediente para el encantamiento- dijo la bruja mientras que reflexionaba
-          Y por ultimo deberás traerme una corona de coral fabricada con los corales que se encuentran en el océano donde viven los caballitos de mar coralinos- dijo la bruja mostrándole la imagen de la corona de coral
-          Estos elementos son los que deberás conseguir y traerme para poder realizar con ellos el encantamiento. Deberás conseguir traérmelos antes de que tenga lugar tu cumpleaños- En cuanto disponga de ellos el encantamiento tendrá lugar y tu corazón quedará libre de dudas ya que se convertirá en un corazón enamorado- dijo la bruja  mientras que comenzaba a producir un nuevo oleaje a su alrededor
-          Y ahora serás conducida de nuevo por mis olas hacia  la salida de mi castillo. En cuanto lo abandones podrás comenzar tu camino en dirección hacia los lugares que te indicado, tan solo si eres capaz de encontrarlos el encantamiento tendrá lugar- dijo la bruja mientras que desaparecía tras el pedestal salado donde se encontraba
-          Si querida bruja del mar, en cuanto disponga de los tres elementos regresaré a tu castillo- dijo la sirena mientras que se alejaba del pedestal de la bruja y se marchaba en dirección a la salida dejando a la bruja sumida en sus propios pensamientos
-          Bien querida sirena espero que durante tu camino logres resolver las dudas que tu corazón siente ya que ningún conjuro será creado con el fin que me has solicitado ya que si el encantamiento es creado provocará daño al ser que tanto por tu parte ha sido olvidado…a  ti misma-dijo la bruja esfumándose en compañía de su esponja
-          Si…Sena deberá aprender al lado de estos tres seres marinos que es el verdadero amor y una vez que lo comprenda estará preparada para decidir que es lo que su corazón desea en verdad- dijo la esponja mientras que veían como la sirena abandonaba el castillo pensando en que pronto regresaría provista de los ingredientes que la bruja le solicitaba y con ellos podría conseguir el encantamiento con el que lograría hacer felices a su familia y a su querido compañero Rieno.

En cuanto la sirena abandonó el castillo comenzó a guiarse por las olas de la bruja que marcaban la dirección a seguir. La sirena Sena subida al oleaje que la magia de la bruja Brejamar despedía recorrió el primer lugar donde debía hallar al tiburón Roneo el mundo de los tiburones. Sin pensar en los peligros que podía encontrarse en su recorrido la sirena siguió   las olas que la bruja le había enviado para orientar su camino y se adentró al mundo oscuro de los tiburones. Numerosas casas rocosas se cernían en el fondo marino donde tan solo podía escuchar el sonido del eco del mar cuando el oleaje que la guaba chocaba entre las rocas que configuraban los hogares de los tiburones. Mientras se hallaba observando su alrededor comenzó a notar que alguien sigilosamente se acercaba hasta ella.

-          ¡Pero que ven mis ojos!- dijo el tiburón Tento mirando detenidamente a la sirena
-          ¡Pero si una sirena ha sido arrastrada por la corriente hacia el fondo marino de los olvidados tiburones!- dijo Tento mirando detenidamente a la sirena que comenzó a  pensar que posiblemente la bruja no le había advertido de los peligros que el fondo del mar le aguardaban
-          Hola- dijo la sirena mirando detenidamente a TEnto
-          He venido en busca de un tiburón llamado  Roneo. Necesito que me ceda un colgante en forma de colmillo que debe tener siempre colgado en su cuello- dijo la sirena mientras que Tento admiraba su belleza
-          ¿El colgante en forma de colmillo de el tiburón Roneo?- dijo en tono de sorpresa
-          Si...la bruja del mar me ha pedido que se lo lleve ya que con el podrá realizar un encantamiento para liberar a mi corazón de las dudas que en el se hallan- dijo la sirena ante la mirada sorprendida del tiburón
-          ¿ Conoces a ROneo? ¿ sabes dónde puedo hallarlo?- dijo la sirena confiada
-          Bueno….en verdad todo el mundo conoce al tiburón Roneo- dijo intentando encontrar alguna manera de engañar a la inocente sirena
-          Entonces ¿ vive cerca de aquí?- dijo la sirena mientras que el tiburón pensaba en alguna manera de aprovecharse de las buenas intenciones que tenía la sirena
-          Si…es un tiburón muy conocido en el fondo marino y digamos que es un tiburón muy especial- dijo mirando a la sirena
-          ¿ Y crees que será capaz de cederme el colgante en forma de tiburón que siempre lleva consigo? Debe tener un valor muy importante para él si siempre lo lleva puesto. Debe tener un significado muy especial y ser una pieza de gran valor si la bruja la necesita para realizar el conjuro que le he solicitado- dijo la sirena en tono de preocupación pensando que posiblemente le será complicado que el tiburón le cediera de manera altruista su colgante
-          Pues verás…si es cierto . El colgante de colmillo de Tiburón que siempre lleva consigo Roneo es muy especial para él ya que es el único recuerdo familiar que dispone. Le tiene un gran aprecio y nunca se separa de él . Siempre lo lleva colgado del cuello y cada dia lo observa emocionado recordando a sus familiares que fueron capturados por un gran barco humano hace algún tiempo- dijo el tiburón intentando engañar a la sirena siguiendo un propósito oscuro
-          Entonces…¿ es un recuerdo familiar?- dijo la sirena pensando que nunca lograría que Roneo le entregara el colmillo
-          Así es….pero Roneo es un tiburón muy especial  y quizás si le explicas el motivo para el cual lo deseas él te lo pueda ceder sin problemas..es un tiburón que dispone de un buen corazón interior- mintió el tiburón mientras que el resto de sus compañeros tiburones se acercaban hasta allí y tras escuchar sus comentarios comenzaron a hablar entre ellos.
-          ¿Pero…? ¿Que está diciendo ese tiburón? ¿Ha perdido la cordura?- dijo uno de los tiburones que se encontraban allí
-          Todo el mundo sabe que el colgante que lleva consigo el tiburón no es un recuerdo familiar ni un objeto que el aprecie ya que se trata del colmillo opresor que le obligaron a colocarse para mantenerlo retenido en el interior del barco fantasma cuando perdió ante el poder del pulpo Pampo- dijo el tiburón Tebeno ante la mirada de afirmación del resto de tiburones
-          Si ese colmillo le pertenece a él y le fue arrebatado durante la pelea que tuvo con el pulpo  Pampo en el que fue vencido muy fácilmente convirtiéndose en el hazmerreir de todo el océano. Por primera vez un tiburón fue vencido por un pulpo- dijo el tiburón Tebeno mientras que la sirena permanecía ajena a los comentarios de los tiburones
-          Si…..en esa lucha se decidía el territorio donde el tiburón debía vivir ya que quería vivir en el interior de una de las casas de roca que estaba ocupada por los pulpos. Al perder en la lucha tuvo que cederles el terrero y las casas a los pulpos y tuvo que conformarse en vivir en el interior de aquel barco fantasma para siempre preso de la maldición que obtuvo producto de su propia derrota- siguió diciendo el tiburón
-          El hecho de que el pulpo le arrebatara su colmillo no solo provocó que el tiburón Roneo fuera vencido sino que también hizo que a partir de ese momento tuviera que vivir cautivo de los pulpos en el interior del barco fantasma alimentándose tan solo de los vegetales que en su interior crecen ya que ningún pez es capaz de nadar en el fondo del barco fantasma- siguió diciendo el tiburón
-          Y tan solo podrá liberarse de su cautiverio si  algún animal marino confiado le solicita el colmillo con el que los pulpos provocaron su cautiverio- dijo el tiburón ante la mirada atenta de los tiburones
-          Pero todo el mundo sabe que el colmillo opresor tan solo trae castigo y opresión a aquel que lo lleva consigo. Es signo de mala suerte y mal augurio ya que  es sinónimo de derrota. Ningún animal que el océano se encuentre le liberará nunca de su colmillo si conoce verdaderamente la historia y la manera en cómo le fue arrebatado. Nadie se atrevería a llevarlo consigo ni a solicitárselo a menos que…- dijo el tiburón pensativo
-          A menos que no sepa la verdad del significado que tiene el colmillo para Roneo- dijeron el resto de tiburones que comenzaban a darse cuenta de lo que su amigo Tebeno pretendía hacer
-          Si…a menos que sea una inocente sirena la que viene en su búsqueda- dijeron a coro los tiburones acercándose hasta ella mientras que Tento seguía engañado a la sirena con su discurso
-          Entonces será muy difícil que el tiburón Roneo me ceda el colmillo que siempre lleva ya que es muy difícil poder desprenderse de los recuerdos familiares- dijo la sirena ante la mirada atenta de Tento
-          Si …así es pero si logras convencerle exponiéndole cuales son los motivos por los cuales lo necesitas estoy seguro que el buen corazón de Roneo hará que te entregue para que la bruja del mar realice el encantamiento que necesitas- dijo el tiburón extrañándose de que la sirena  pudiera ser tan confiada y que se fiara del discurso que le acababa de decir
-          Si..quizás sea tan buen tiburón como lo eres tu y me ceda el colgante..es muy importante que lo pueda tener antes de la fecha en que celebre mi cumpleaños- dijo la sirena pensativa
-          ¿ y alguien me puede conducir hasta la casa donde vive Roneo?- dijo la sirena temerosa pensando en que la misión que le había solicitado la bruja no era tan fácil como ella había pensado
-          Si…nosotros te acompañaremos- dijeron a coro los cuatro tiburones que no dejaban de pensar en la cara que pondría Roneo cuando viera a la sirena en el interior de su barco fantasma con la intención de liberarlo de la opresión que ejercía sobre él el colgante colmillo
-          Roneo vive en aquel barco fantasma de allí- dijo el tiburón Tento ante la mirada asombraba de la sirena
-          Y nosotros te acompañaremos hasta allí ya que no queremos que ningún tiburón ni animal marino te ataque estando en nuestro territorio. Últimamente disponemos de poco alimento y algún tiburón malintencionado podría dañarte- dijo el tiburón Tento haciendo señales al resto de tiburones alertándoles de su plan
-          Con esta inocente sirena lograremos hacer que Roneo salga de su encierro en el barco fantasma tras haberse liberado para siempre de su colmillo opresor- dijo en bajo tono el tiburón Tento ante la mirada de aprobación del resto de tiburones
-          No creíamos que nadie en el océano era desconocedor de la  maldición opresora de la cual era victima Roneo pero ahora vemos que estábamos equivocados , ya que existe una sirena en el fondo del mar que no conoce la historia y que nos servirá de anzuelo para nuestro propósito. En cuanto Roneo le entregue el colgante colmillo Roneo será liberado de su opresión y podrá regresar al fondo marino con nosotros mientras que la sirena en cuanto cuelgue sobre su cuello el colmillo recibirá todo el peso de la opresión de los pulpos y quién sabe si podrá llegar sana y salva de nuevo a su destino- dijo el tiburón pensando en las consecuencias que tendría para la sirena
-          Si,…no sabemos las consecuencias que el disponer del colmillo tendrá para la sirena pero a  nosotros tan solo nos importa que nuestro Roneo quede libre del maleficio que el pulpo vertió sobre él al salir vencedor de la batalla-dijo el tiburón Tebeno mientras que acompañaban a la sirena hacia el barco fantasma
-          Bien sirena, tan solo nos falta un par de metros para llegar hasta el interior del barco fantasma, tan solo debemos nadar contra la corriente que rodea el barco donde vive Roneo y ya podrás realizarle tu solicitud- dijo el tiburón preso de emoción pensando que pronto Roneo sería liberado
-          Mira….el barco fantasma abre sus puertas hacia nosotros, Roneo debe habernos oído llegar y como es un tiburón tan considerado ha abierto las puertas de su barco para ofrecernos su hospitalidad- dijo Tento ante la mirada admirada de la sirena
-          Menos mal que sois unos tiburones honestos, cuando llegué al fondo marino pensé que os tratabais de tiburones malintencionados pero ahora veo que sois unos buenos animales marinos- dijo la sirena mientras que los tiburones se reian interiormente
-          Pues claro Sirena…es que los rumores que circulan por el fondo del océano en muchas ocasiones no son ciertos- dijo Tento mientras que se aproximaban al interior del tenebroso barco fantasma donde Roneo se hallaba consumido por los vegetales que rodeaban su cuerpo
-          Roneo…Roneo- dijo Tento reclamando la atención del tiburón que yacía aburrido en el interior del barco fantasma
-          ¡Pero si se trata de mi amigo Tento!- dijo el tiburón acercándose hasta él. Espero que me halláis traído algo de comida ya que hace días que me alimento a base de alga marina- dijo a regañadientes el tiburón
-          Roneo calma…tienes una visita muy especial que viene a liberarte...digo a solicitarte el tu colmillo opresor...digo tu colmillo familiar- dijo Tento intentando que Roneo comenzara a darse cuenta de sus pretensiones
-          ¿ mi colgante de colmillo?- dijo Roneo preso de la emoción
-          Si…este colgante que tanto aprecias y que tanto significado tiene para ti…ese colmillo que tan feliz te hace al observarlo,..ese colmillo que tantos buenos recuerdos te trae- dijo el tiburón Tento mientras que el resto de tiburones le hacían señas para que siguiera la corriente a su amigo tiburón
- Si claro…mi colmillo querido…no podría vivir sin él- dijo el tiburón mostrándole el colgante colmillo a Sena
-          ¿A que es precioso?- dijo el tiburón mostrándoselo a la sirena. Es el único recuerdo familiar que tengo- dijo en un suspiro
-          Entonces Roneo será muy difícil que puedas cedérmelo ¿ verdad?- dijo la sirena resignada
-          Entiendo que tenga un gran significado para ti y que no quieras cedérmelo...quizás la bruja del mar se equivocó al solicitar que se lo llevara hasta allí- dijo cabizbaja la sirena viendo que no sería capaz de convencer al tiburón
-          Bueno…hermosa sirena, no te pongas triste….tal vez tu y yo podamos llegar a  un acuerdo- dijo el tiburón mirándola tiernamente
-          Dime…¿ para que necesitas el colmillo?- dijo el tiburón acercándose hacia ella
-          Pues lo necesito para llevar a cabo un conjuro con el cual liberar a mi corazón de las dudas que en el se encuentran. Quiero poder enamorarme con amor verdadero del sireno que tanto me ha protegido y tanto me ha amado . Quiero estar segura de mis sentimientos hacia él para de esta manera saber corresponderle de la manera que el se merece-dijo la sirena presa de emoción

-          Es que quizás los sentimientos que tenga hacia el no sean de amor verdadero y temo hacerle daño o hacerle sentir infeliz si no logro enamorarme de él y corresponderle a su amor en la misma medida- dijo la sirena mientras que el tiburón no dejaba de observarla poniendo cara de pena

-          Si…..es un motivo muy especial y ne enorgullece que solicites mi ayuda para llevarlo a cabo- dijo mirando a Sena

-          Y creo que podré prescindir un tiempo de él- dijo el tiburón dirigiendo una mirada de complicidad a sus amigos tiburones.
 
-          ¿ verdad queridos amigos ¿- dijo Roeno preso de la emoción pensando en el momento de poder liberarse de la opresión que su colmillo cernía sobre él

-          ¿De verdad que harías eso por mi?- dijo la sirena emocionada

-          Por supuesto… a pesar de mi aspecto soy un buen tiburón. Tan solo te pediré un favor…que seas tu quien me lo retire del cuello- dijo el tiburón mirando a Sena

-          No podría liberarme tan fácilmente de él si fuera yo mismo quien te lo entregara, tienes que ser tu la que me lo retire de manera intencionada- dijo el tiburón recordando que tan solo sería liberado de la  opresión del colmillo si la sirena se lo retiraba conscientemente

-          Pues claro…yo te lo retiraré  y haré que tu pena por separarte de él no sea tan grande- dijo la sirena mientras que le retiraba el colmillo

-          Perfecto- dijo el tiburón viendo como el hecho de que la sirena le hubiera retirado el colgante había provocado que las cadenas vegetales que los ataban y condenaban a permanecer siempre en el interior del barco fantasma comenzaban a liberase

-          Perfecto sirena- dijo emocionado el tiburón que comenzaba a nadar por el fondo de su barco fantasma viéndose liberado de la opresión que durante tanto tiempo había sentido

-          Ahora ya puedes marcharte de aquí…..no te necesitamos ya- dijo el tiburón despidiéndose de la sirena

-          Si..mejor que se marche ya que no sabemos las consecuencias que puedan traer sobre ella el hecho de ahora ser poseedora del colgante- dijo en tono bajo en tiburón Tento

-          Si ..es mejor que te vayas ahora mismo , vete de nuevo a tu mundo y entrégaselo a la bruja que te lo solicitó- dijo el tiburón preso de la emoción ante la mirada confiada de la sirena

-          Si..ahora debo ir en busca del siguiente elemento que necesito encontrar para que el hechizo pueda tener lugar- dijo la sirena emocionada sin saber que  había sido presa del engaño de los malvados tiburones
 
-          Espero que no lo eches mucho de menos- dijo la sirena ante la mirada de liberación de Roneo

-          Tranquila…quédatelo si quieres…creo que no lo volveré a necesitar más….el colgante estará mejor cuidado entre tus dulces manos- dijo el tiburón mientras que recorría entusiasmado su barco fantasma mientras que la sirena Sena salía de él sumida en sus pensamientos

-          Que tiburón mas bueno y honesto..has sido capaz de cederme el colgante del que tanto aprecio sentía tan solo por ayudarme- dijo la sirena mirando atentamente el colgante

-          Debe ser un colgante muy especial si la bruja me lo ha pedido…pero quizás no sea del todo honesto que el tiburón me lo haya cedido para lograr mi propósito ya que el a partir de este momento dejara de tenerlo  y de poder recordar a sus familiares- dijo la sirena Sena en tono de pena

-          Quizás no merezca el sacrificio que el tiburón ha hecho por mi , quizás deba ir a devolvérselo- dijo la sirena en tono de tristeza

-          No puedo aceptar su ofrecimiento si con ello causo su pena , ya que a pesar de que el tiburón a querido ocultar sus sentimientos tristes ante mi se que interiormente debe estar echando de menos su colmillo familiar- dijo la sirena mientras que decidía si proseguir su camino en dirección hacia el mundo de los delfines

-          Quizás deba regresar a su barco  devolverle el colgante. – dijo la sirena que muy decidida volvió a dirigir su nado hacia el barco sin saber que los tiburones permanecía allí festejando la liberación de Roneo

-          Esa sirena era más inocente de lo que realmente pensábamos..mira que no conocer la leyenda de Roeno y su colgante opresor—Todo el océano conoce la historia y nadie hubiera querido para sí mismo la opresión que puede provocar el poseedor del colgante en su vida- dijo el tiburón Tento sin saber que la sirena se había adentrado de nuevo al interior del barco fantasma con el propósito de devolverse su colmillo

-          Si...nadie es tan inocente como para confiar tanto en los demás y menos cuando el otro es un tiburón como nosotros- dijo Tento ante mirada absorta de la sirena que permanecía oculta escuchando como los tiburones se burlaban de ella

-          Si...ahora que te ha liberado de la opresión de ese Pulpo Pampo puedes abandonar el barco fantasma dónde estabas recluido y todo gracias a la bondadosa e inocente sirenita- dijo el tiburón Tento mientras que la sirena Sena comenzaba a reaccionar

-          Pero no puede ser…he sido engañada por esos malvados tiburones..no es posible- dijo sollozando la sirena mientras que abandonaba de nuevo el barco

-          Me han engañado para que les liberara de manera voluntaria de su opresión…pero ¿ por qué motivo la bruja me solicitaría el colgante si era conocedora de la historia que llevaba consigo el colmillo?- dijo la sirena que presa del dolor comenzaba a reflexionar sobre lo que había acontecido.

-          No puede ser que me hayan engañado de esta manera….pensé que realmente eran unos buenos tiburones y que me habían ayudado de todo corazón , nunca pensé que su ayuda tan solo tenía un fin egoísta…el de liberarse para siempre del castigo que le impusieron a él- dijo la sirena mientras que el colgante comenzaba a hacer efecto sobre ella provocando sobre su cuello una ligara sobrecarga.

-          Bueno…de todas formas ahora tengo en mi poder el colgante- dijo resignada la sirena. Y podré llevárselo a la bruja- dijo la sirena en tono animado

-          Quizás el motivo por el cual la bruja me lo solicitó tenga algun significado que ahora no pueda saber pero estoy segura de que dentro de poco tiempo lograré descubrir- dijo la sirena armándose de nuevo de gran valor y dirigiéndose al oleaje de la bruja para que siguiera orientándola en su camino

-          Oleaje brujo conducidme de nuevo hacia el siguiente lugar donde debo encontrar el segundo elemento que la bruja Brejamar me ha solicitado- dijo la Sirena mientras que las olas de la bruja la llevaban directamente hacia el arrecife donde vivan los caballitos de mar.

En cuanto el oleaje de la bruja llevó a Sena hacia la parte del océano donde vivan los caballitos de mar para poder recoger los corales necesarios con los que fabricar una bonita corona, diferentes animales recogían animados numerosos corales con la intención de ser los ganadores del concurso de coronas de coral.

-          Hola- dijo la sirena emocionada viendo como algunas almejas recogían juntas las piedrecitas de coral que iban recogiendo en el fondo del mar
-          Decidme ¿ que estáis haciendo?- dijo la Sirena mirando atentamente como las almejas discutían acerca del tamaño que las piedras de coral debían tener
-          Estamos recogiendo piedras de coral con la intención de crear una bonita corana de coral con la que resultar ser los vencedores del concurso que tendrá lugar durante los próximos días- dijo la almeja Hista.
-          ¿Pero veo que tan solo habéis podido recoger una piedrecita?- dijo la Sirena viendo que las almejas cada vez que recogían una piedrecita discutían acerca del tamaño que ésta debía tener
-          Si…es que no logramos ponernos del todo de acuerdo.: La almeja Fenca considera que las piedrecitas deben tener esta dimisión, pequeñas y bien formadas sin embargo la almeja Janta desea que tengan un tamaño más grande y con diferentes formas- dijo la almeja Hista mirando atentamente a la Sirena
-          Y por este motivo nos retrasamos ya que preferimos tardar más tiempo pero crear una corona de coral perfecta a ir demasiado rápido y crear una fea corona- dijo la almeja mientras que Sean dirigía su mirada hacia el fondo marino buscado los caballitos de mar.
-          Ya veo- dijo la sirena mirando como las almejas estaban sumidas en la recogida de piedrecitas. Sabéis donde puedo encontrar a los caballitos de mar….creo que debo encontrar suficientes piedras allí con las que crear una bonita corona- dijo la sirena ante la mirada atónita de las almejas
-          ¿También tu quieres participar en el concurso?- dijeron  las almejas viendo en ella una futura contrincante
-          Bueno...no exactamente,…tan solo necesito formar una corona para entregársela a la bruja del mar- dijo la sirena mientras que las almejas seguían sumidas en su discusión
-          Pues los caballitos de mar se encuentran en aquella zona de allí y es mejor que te marches enseguida ya que no queremos que descubras nuestra manera de elaborar la corona ya que podrías fabricar una igual a la nuestra o incluso mejor y ganar el concurso- dijo la almeja despidiéndose de la sirena
-          Si….no temáis…no pretendo copiar vuestra manera de trabajar tan solo deseaba que me indicarais el camino donde viven los caballitos de mar- dijo la sirena  despidiéndose de las almejas

Y dicho esto la sirena siguió en dirección hacia el lugar donde las almejas le habían indicado con la intención de encontrarse con los caballitos de mar pero en medio del camino se encontró con un grupo de mejillones que estaban levantando varias de las piedras que se encontraban en el fondo marino

-          Hola- dijo la sirena  mirando atentamente la labor realizada por los mejillones
-          Hola sirena-dijo el mejillón Non sin despegar la vista del suelo
-          ¿ Que estáis haciendo?- dijo la Sirena viendo como los mejillones se encargaban de buscar piedrecitas de coral con la intención de crear una corona con ellas
-          ¿También vais a participar en el concurso de coral?- dijo la sirena mientras que los mejillones la miraban sorprendidos
-          Así es- dijo el mejillón Non dubitativo
-          Pero veo que tan solo habéis recogido una piedrecita- dijo la sirena viendo como los mejillones tenían ciertas dudas en qué tipo de piedras recoger
-          Si…es que el mejillón Ron quiere construir la corona con piedras magenta y el mejillón Ton quiere piedras de color amarillo y esto supone que tengamos que buscar piedras de los dos colores, construir dos coronas para posteriormente decidir qué color tendrá la corona que presentemos al concurso- dijo preso de dudas el mejillón Non
-          Ya veo- dijo la sirena viendo como el trabajo se duplicaba cuando se tenían dudas de cómo poder llevarlo a cabo
-          Y ahora si nos dejas tranquilos podremos proseguir con nuestra búsqueda- dijo el mejillón Non ante la mirada asustada de la sirena
-          Si..ya me marcho...voy en busca de los caballitos de mar . Espero que los caballitos de mar no tengan tantos problemas al tomar sus decisiones y que me dejen ayudarlos a conseguir las piedras de coral con la que formar un corona para entregar a la bruja- dijo la sirena con cierto desanimo

Y en cuanto dejo tranquilos a los mejillones buscando piedrecitas de dos colores se aproximó hacia la zona donde vivían los caballitos de mar esperándolos encontrar sumidos en una gran lucha de decisión pero cuando llegó hasta allí descubrió que los caballitos de mar se encontraban trabajando en solitarios buscando piedrecitas con las que formar la corona.

-          Hola- dijo la sirena aproximándose a un caballito de mar. ¿estás buscando piedrecitas con las que crear una corona de coral?- dijo la sirena ante la mirada atenta del caballito de mar Mento
-          Si…así es – dijo mostrándole la bolsita repleta de coral que llevaba consigo
-          Veo que has podido recoger muchas piedrecitas- dijo la sirena viendo como el caballito de mar recogía tranquilamente sus piedras
-          Si…es que dentro de unos pocos días tendrá lugar un concurso y los caballitos de mar nos hemos distribuido de manera adecuada para logar conseguir recoger el mayor numero de piedrecitas posibles- dijo el caballito señalando al resto de caballitos que en solitario  estaban recogiendo las piedras
-          Si y creo que habéis logrado recoger más piedrecitas que las almejas y los mejillones – dijo la sirena mirando atentamente como los caballitos habían recogido en menor tiempo más numero de piedras con las que construir la corona.
-          Si….es que los caballitos de mar trabajamos mejor en soledad- dijo mirándola tiernamente
-          Bueno..yo pensaba que podría ayudarte a recoger las piedrecitas ya que la bruja ha solicitado que le lleve una corona elaborada con las piedras que se encuentran en esta zona de aquí-dijo la sirena cabizbaja
-          Pero si no necesitas mi ayuda no podré llevársela- dijo la sirena tristemente
-          Bueno…creo que no necesitas ofrecerme ayuda ni mi ayuda para recogerlas , puedes hacerlo por ti misma- dijo el caballito de mar ante la mirada asombrada de la sirena que había comenzado a notar el peso del colmillo opresor del tiburón
-          Es cierto…no lo había pensando….es que pensaba que era mejor ofrecer ayuda a los demás ya que de esta manera todos salimos beneficiados, el que ayuda es recompensado por su buena fe y el ayudado  sufre menos- dijo la sirena pensativa
-          Pensaba que el trabajar para los demás y con los demás era positivo para todos pero ahora veo que no siempre es así- dijo la sirena recordando el colmillo del tiburón.
-          Si no siempre es así ya que hay animales que se aprovechan de la buena voluntad del otro – dijo el caballito mirando el colgante que la sirena llevaba
-          Y en ocasiones te impide poder tomar tus propias decisiones haciéndote dudar y dejándote arrastrar pos sentimientos que nos son tuyos- dijo el caballito retirándole el collar de colmillo de tiburón

-          Es mejor que no lleves colgado este collar…creo que su influjo no te está dejando ver tu propia realidad. Puedes buscar por ti misma las piedrecitas en este fondo marino, no necesitas ser ayudada ni ayudar para ello- dijo el caballito que había visto el corazón lleno de dudas que la sirena llevaba consigo
-          Si…es cierto…sin el peso de este collar bajo mi cuello me siento más libre para decidir- dijo la sirena que  despidiéndose del caballito de mar se dirigió hacia la zona de los corales con la intención de recoger las piedrecitas que ella considerara oportunas para construir la corona
-          Es que dudaba en cómo poder hacer una bonita corona si alguien no me mostraba como hacerla pero ahora entiendo que  tengo que construirla sola- dijo la sirena presa de emoción
-          Me alegro que lo hayas entendido- dijo el caballito de mar despidiéndose de ella mientras que la sirena recogía emocionada las piedrecitas con las que adornar su corona

 Y poco a poco la sirena fue recogiendo sus piedrecitas seleccionando aquellas que consideraba como idóneas para formar su collar, independientemente del color y tamaño que estas pudieran tener. En poco tiempo construyó una bonita corona para ofrecerle a la bruja Brejamar y salió en dirección al mundo de los delfines con la intención de buscar allí el tercer objeto que necesitaba encontrar para que el encantamiento tuviera lugar.
Y en cuanto acabó de realizar su corona el oleaje de la bruja la condujo hacia el tercer lugar donde debería encontrar la concha de las disposiciones.


-          Ahora que he dejado atrás el mundo de los tiburones, y que he conseguido realizar la corona de coral tengo que buscar al delfín Rufino y solicitarle la concha estrella para podérsela llevar a la bruja. Espero que los delfines no guarden en su interior tan oscuros sentimientos como los tiburones y que no tengan tantas dudas en su interior como las almejas y los mejillones- dijo la sirena esperando poder encontrarse pronto con el delfín Rufino

-          Y espero que la concha de disposiciones no tengan un significado tan especial para el delfín y que sea capaz de cedérmela para que la bruja cree con ella el encantamiento que necesito- dijo la pequeña sirena mientras que el oleaje le llevaba hacia el mundo de los delfines que se encuentran nadando entre los arrecifes de coral que rodeaban su mundo

-          Mira…los delfines se encuentran en plena celebración- dijo la sirena viendo como un grupo de delfines se acercaban hasta allí llevando consigo nuevo coral con el que adornar el fondo marino

-          Quizás celebren el cumpleaños de algún delfín del lugar…me acercaré a ellos para conocer de quien se trata y para que me digan si el delfín Rufino vive en este fondo marino- dijo la sirena mientras que conducida por su oleaje llegaba hasta el centro del fondo de coral done los delfines se encontraban preparando la celebración que en  cuestión de minutos tendría lugar allí

-          Hola.- dijo la sirena acercándose hacia los delfines. Mi nombre es Sena y estoy buscando al delfín Rufino- dijo la sirena ante la mirada asombrada de los pequeños delfines que la miraban perplejos

-          Hola Sena ..dinos ¿ has sido invitada a la fiesta de celebración de Rufino? Eres amiga suya?- dijeron los delfines animados

-          Bueno…no soy amiga suya y no sabía que hoy celebraba su cumpleaños- dijo Sena mirando atentamente los carteles de felicitación que se encontraban allí

-          Si…hoy es su decimosexto cumpleaños y se convertirá en un delfín adulto….- dijeron emocionados los delfines

-          ¿ Su decimosexto aniversario?_ dijo la sirena recordando que pronto tendría lugar su cumpleaños.

-          Si..hoy celebra su día como delfín adulto e iniciara un nuevo camino en soledad- dijo el delfín Fieno

-          Hoy su concha de las disposiciones será destruida y sin ella podrá elaborar nuevas disposiciones para su nueva vida como adulto- dijeron los delfines ante la mirada atenta de la sirena

-          ¿ La concha estrella de las disposiciones?- dijo la sirena intentando entender lo que los delfines le pretendían explicar

-          Si…cuando los delfines cumplimos los dieciséis años estamos en disposición de iniciar nuestra vida como adultos en soledad hasta que encontremos el delfin que nos acompañará en nuestra vida como adulto y podamos crear con el una nueva familia y un nuevo hogar- dijo el delfín Fieno ante la mirada atenta de la sirena

-          En cada decimosexto aniversario que sucede en nuestro fondo marino  realizamos siempre la misma acción, cada delfín destruye la concha de las disposiciones que hasta ahora han marcado su vida para poder crear una nueva concha con nuevas disposiciones que serán las que a partir de este momento guíen su vida- dijo el delfín mostrándole su concha estrella de las disposiciones
 
-          Mira…esta es mi concha de las disposiciones en ella se encuentran todas las normas , los comportamientos y los quehaceres que han sido impuestos por mi familia hasta ahora para orientar mis pasos y convertirme en el delfín que ahora soy. Estas disposiciones me han servido para aprender a comportarme y ser un gran delfín pero cuando llegue a cumplir los dieciséis años no puedo seguir orientando mis pasos hacia ellas, no debo seguir esta orientación ya que nuevas disposiciones deben ser creadas. Si permaneciera anclado a ellas tan solo provocaría que no tuviera la libertad para poder decidir qué vida adulta prefiero tener, ya que estaría condicionado por los valores, las normas y creencias de mis padres. Es necesario que las destruya para crear mi propia identidad como adulto . Esto me permitirá seguir aprendiendo cosas nuevas, enfrentarme solo a la realidad y poder tener la suficiente capacidad de decisión como para decidir qué es lo que quiero para mi y con quien quiero compartir mi vida adulta- dijo el delfín ante la mirada atenta de la sirena

-          Pero entonces…¿el delfín Rufino  se liberará de su concha esta misma tarde?- dijo la sirena pensando que si Rufino destruía su concha estrella nunca podría llevársela a la bruja para hacer su encantamiento

-          Si…claro..todos los delfines al cumplir su edad adulta destruyen su concha- dijo el delfín que no entendía las palabras de la sirena

-          ¿Pero no puede destruir su concha ya que necesito llevársela a la bruja del mar?- dijo pensativa la sirena

-          Pero hay algo que no entiendo- dijo la sirena mirando atentamente las conchas.

-          ¿Los papas están de acuerdo en que sus pequeños se liberen de las conchas de disposiciones? – dijo la sirena que pensaba que quizás para los padres sería muy doloroso verse liberados de las disposiciones que con tanto amor habían creado para la vida de sus pequeños

-          Si…claro…los padres deben entender que deben dejar que sus hijos abandonen sus hogares y sus disposiciones para que evolucionen como delfines adultos…no pueden retenerlos siempre bajo sus propias percepciones y creencias- dijo el delfín mientras que la sirena intentaba encontrar alguna manera de evitar que Rufino destruyera su concha

-          Bueno…decidme. ¿ dónde puedo encontrar a los papas de Rufino?- dijo Sena pensando que quizás si lograba hablar con los papas de Rufino les lograría convencer de que su hijo no destruyera la concha

-          Viven en aquel arrecife de allí…seguramente se encuentran preparando la celebración de esta tarde- dijo el delfín mientras que la sirena dirigía sus pasos hacia allí esperando poder encontrarse con los papas de Rufino

-          Muchas gracias amigos delfines- dijo la sirena dirigiéndose hacia la zona que los delfines le habían indicado.

Y dicho esto la sirena dirigió sus pasos hacia la casita de Rufino con la intención de convencer a sus papas de que su pequeño no destruyera la concha. Pensaba que quizás si Rufino no destruía su concha esto podía significar que los papas de Rufino fueran más felices ya que permanecerán siempre al lado de su pequeño, Rufino no tendría que abandonar ni su hogar ni las disposiciones que habían marcado su vida hasta ahora. Pensaba que posiblemente los papas no estaban de acuerdo en que sus pequeños se liberaran de las conchas , pensaba que tan solo lo realizaban siguiendo una costumbre y que si ella les lograba convencer posiblemente les causaría gran alegría y todos saldrían recompensados. Con estas ideas en su mente la sirena se dirigió hacia la casita de los delfines donde los papas de Rufino se encontraban preparando los últimos detalles para la celebración del cumpleaños de su pequeño cuando repentinamente la sirena se aproximó hacia ellos.


-          Buenas tardes- dijo la sirena Siena acercándose hacia los papas de Rufino
-          Hola – dijeron emocionados los papas del delfín viendo a la bonita Sirena allí
-          ¿Eres amiga de nuestro querido Rufino?- dijo el papa delfín Finto
-          Bueno… tan solo pasaba por aquí y me comentaron que hoy se celebraba una fiesta de cumpleaños en la que se destruye la concha de las disposiciones de cada delfín cuando cumple los dieciséis años y me extrañé de que fuera posible tal hecho ya eso implica que todas las normas y todos los comportamientos que han servido de orientación a los pequeños delfines hasta ese día se destruyen. Por este motivo  decidí venir a consultaros si este hecho no os provoca pena  y tristeza. Y si es así ¿ por qué motivo seguís haciéndolo?- dijo la sirena ante la mirada atenta de los papas de Rufino
-          Bueno Sirena quizás en vuestro mundo no sintáis la necesidad de liberar a vuestros pequeños de las guías que los padres les hemos ido inculcado durante su crecimiento pero nosotros los delfines creemos que es necesario- dijo el papa delfín ante la mirada atenta de Sena
-          Si….. es cierto que nos causa mucha pena dejar libres a los pequeños hacia los cuales hemos dedicado tanta atención y cuidados, nos deja muy tristes tener que separarnos de ellos pero si no lo hiciéramos nunca aprenderían a vivir su vida como un delfín adulto a tomar sus propias decisiones y a formar una nueva familia al lado del delfín con el que deseen formalizar su nueva vida-Si  estuvieran sometidos bajo nuestras percepciones y nuestra manera de entender la vida sus decisiones acabarían siendo influenciadas por nuestra manera de ver las cosas y no tomarían sus decisiones de manera libre, siempre estarían sujetas a nuestra influencia- dijo el papa delfín ante la mirada de la Sirena
-          Y a pesar de la tristeza que sentimos al tener que separarnos de ellos  creemos que es la única manera de que ellos aprendan a tomar sus propias decisiones. De esta manera si toman decisiones equivocadas o acertadas tan solo habrán sido consecuencia de su propia capacidad de elegir.- dijo el delfín mientras que al sirena reflexionaba.
-          Esto es lo que nos hace tener el valor suficiente como para desprendernos de ellos y de la concha de las disposiciones- dijo el papa del delfín mientras que Sena comenzaba a entender que quizás el hecho de querer hacer felices a sus papas aceptando  Rieno como su único y posible pretendiente podría a la larga no ser una decisión acertada a pesar de que ella quisiera respetar sus disposiciones. Comenzó a darse cuenta de que el hecho de  aplicarse el encantamiento sobre ella misma tan solo provocaría ocultar sus verdaderos sentimientos y que eso podría no garantizar su felicidad ni la de sus papas. Sena comenzó a darse cuenta de que si realmente sus padres querían en bien para ella aceptarían la decisión que tomara fuera la fuese tal y como los papas de Rufino aceptaban separarse de las disposiciones que habían regulado la vida del delfín
-          Si…quizás tengáis razón- dijo cabizbaja la sirena viendo como tras haber realizado su camino había tomado conciencia de que realmente su propósito podía no ser el adecuado.
-          De todas formas , si estáis de acuerdo, creo que permaneceré aquí el tiempo necesario para ver como Rufino se libera con alegría de sus disposiciones- dijo la sirena ante la mirada atenta de los papas de Rufino
-          Pues claro...estas invitada a la celebración y te darás cuenta de que el dolor de la separación pasa rápido cuando es aceptado con amor- dijeron los papas de Rufino despidiéndose de la sirena


Y en cuanto los últimos detalles de la celebración tuvieron lugar, Rufino se presentó ante todos los delfines llevando consigo su concha de las disposiciones. Los delfines comenzaron a cantar la canción de la liberación que anunciaba a la edad adulta del delfín. Rufino nadó hacia la parte alta donde se encontraba el arrecife de la libración y desde lo alto lanzó su concha de la disposición que alcanzó rápidamente el suelo del océano fragmentando la concha en mil pedazos. Los delfines comenzaron a nadar emocionados y los papas de Rufino se dirigieron hacia el haciéndole entrega de una nueva concha de las disposiciones en la que debía comenzar a depositar sus nuevas creencias, deseos y obligaciones para formar con ellas su nueva vida adulta



-          Rufino- dijeron los papas del delfín acercándose al pequeño
-          Ahora te hacemos entrega de esta nueva concha de las disposiciones en las que podrás ir escribiendo tu nueva vida como delfín adulto, tan solo serás guiado por tus verdaderos intereses y por tus verdaderas decisiones sin dejarte influenciar por nuestros deseos. Eso es lo que nos hace sentirnos verdaderamente felices- dijo el papa de Rufino mientras que este aceptaba el regalo que sus padres le ofrecían
-          Gracias papa…gracias mama – dijo Rufino mostrándoles a todos su nueva concha de disposiciones
-          Ahora estoy preparado para nadar por el fondo de nuevos océanos siendo guiado únicamente por mi capacidad de decisión- dijo Rufino mientras que los delfines celebraban emocionados su nueva vida adulta
-          Y ahora todos a disfrutar de la celebración- dijo Rufino mientras que Sena permanecía observando emocionado los hechos que allí tenía  lugar
-          Es extraordinario- dijo la sirena con una pequeña lagrimita en sus ojos
-          Creo que no podré llevarle a la bruja del mar los objetos que me solicitó para el encantamiento pero creo que ahora ya no me serán necesarios ya que durante el camino he aprendido muchas cosas que han provocado un cambio en mi interior- dijo la sirena mirando el colmillo del tiburón Roneo y la corana de piedrecitas de coral.
-          He aprendido a que el amor verdadero no tiene porque provocar una obligación ya que en el momento que desea acaparar tu cariño con un fin puramente egoísta deja de ser amor verdadero – dijo la sirena recordando cómo fue engañada por la bondad encubierta del tiburón
-          Ya que cada uno sabe los verdaderos sentimientos que encierra su corazón y la apariencia puede no corresponderse con la realidad. Quizás mi hermana tenía razón al dudar del amor incondicional que Rieno siente por mi..ya que su amor ha limitado mi capacidad de decisión y de elección, haciéndome dependiente de su amor e impidiéndome conocer a otros sirenos – dijo la sirena pensativa
-          Y con la experiencia con los caballitos de mar he aprendido que el hecho de querer respetar los deseos de los demás hace complicado el poder tomar mis propias decisiones y que provoca que  la vida se vuelva complicada y oscura provocando dudas en mi interior- dijo la sirena. Es el propio miedo a enfrentarme a las nuevas situaciones la que me hizo ser dependiente de lso deseos de los demás y anteponerlos a mis propios deseos- dijo la Sirena Sena mirando la corona que había fabricado con las piedrecitas
-          Y con los papas de Rufino he aprendido que tan solo expresándole mis sentimientos a mis papas lograré hacer que ellos me entiendan y que comprendan lo que mi corazón siente haciéndoles ver que quizás mi felicidad no se encuentre al lado de Rieno. Ellos aceptaran de buen grado mi nueva disposición ya que tan solo desean para mí lo mejor- dijo la sirena  recorriendo el fondo marino subida al oleaje de la bruja
-          Y ahora que ya veo con claridad lo que yo deseo para mi, me marcho en dirección a la casa de la bruja con la intención de comentarle mi cambio de opinión. Ahora no deseo un encantamiento que enmascare mis sentimientos y que provoque en mi un falso enamoramiento, quiero poder disfrutar de una nueva vida como sirena adulta en soledad hasta que tenga la suficiente capacidad como para decidir al lado de que sireno deseo estar o si prefiero permanecer en soledad- dijo la sirena mientras que el oleaje le conducía de nuevo hacia el hogar de la bruja que permanecía atenta esperando la visita de la sirena
En cuanto la sirena llegó de nuevo a su castillo su esponja guardiana se encontraba esperando su llegada y muy contenta de que la sirena hubiera llegado a tiempo hasta allí la condujo de nuevo al interior del castillo de las tinieblas de la bruja donde la bruja permanecía en su pedestal de sal admirando su libro marino y su libro de conjuros.

-          Hola Sena- dijo la bruja mirando atentamente a la sirena .Veo que traes contigo la corona y el colgante de colmillo…pero ¿ dónde has dejado la concha de las disposiciones?- dijo la bruja ante la mirada de convencimiento de la sirena
-          No quiero una concha de las disposiciones antiguas en mi vida…quiero poder construir la mía propia como lo hacían los delfines- dijo la sirena emocionada
-          Y no necesito en mi vida un colgante opresor que me limite- dijo entregándole el collar del tiburón
-          Pero la corona de piedrecitas creo que me pertenece ya que ella me recordará siempre que soy capaz de decidir por mi misma y que con mis propias decisiones puedo construirme una mejor vida sea en soledad o acompañada  por un bello sireno- dijo la sirena colocándose la hermosa corona sobre su cabeza
-          Perfecto querida Sena…veo que has aprendido lo que debías aprender durante tu camino y creo que entonces no necesitaras de mi ayuda ni de la ayuda de nadie para entender lo que realmente tu corazón quiere- dijo la bruja acercándose a la sirena
-          Si…es cierto querida bruja….ahora tan solo hace falta regresar a mi hogar y mostrar mis verdaderos sentimientos a Rieno y a mis papas- dijo la sirena mientras que la bruja  depositaba el colgante de tiburón en su caldera
-          Y ahora el colgante ira de nuevo hacia el lugar donde debe estar, colgado del cuello de ese tiburón Roneo- dijo la bruja mientras que el colgante se dirigía en dirección a Roneo que se vio rodeado de nuevo por sus cadenas de vegetal que le condujeron hacia el interior del barco fantasma dejándolo desprovisto de la libertad que ha base de engaño había logrado

Y en cuanto la sirena abandonó el castillo de la bruja se dirigió hacia su hogar con la intención de expresarle sus verdaderos sentimientos a sus papas , esperaba que el día de su cumpleaños tan solo fuera motivo para celebrar su aniversario ya que no deseaba formalizar ningún compromiso con Rieno. En cuanto llego al interior de su hogar sus papas se encontraban organizando su aniversario ya que tan solo faltaban unas cuantas horas para que este se produjera. En cuanto vieron a su pequeña allí tan solo se preocuparon por preguntarle si aquél día había hablado con Rieno sin darse cuenta ni tan siquiera que su peaña había estado ausente durante esos días.

-          ¿Pero pequeña…? ¿Que haces sin tu traje de celebración? Deberías estar preparada para tu compromiso…Que pensaría Rieno si te viera en este estado- dijo la mama de Sena mirando como su pequeña presentaba un aspecto cansado
-          ¿ Y eso que llevas en lo alto de tu cabeza?- dijo la mama de la sirena retirándole en seguida la corona de coral
-          Un momento mamá-dijo la sirena impidiéndole que la mama le retirara la corona
-          Creo que ningún compromiso tendrá hoy lugar- dijo la sirena ante la mirada atónita de sus papas y de sus hermanas que por primera vez veían que Sena se expresaba sin ningún tipo de temor ni dudas.
-          Pero pequeña¿ qué estás diciendo?- dijo el papa de la sirena viendo que la pequeña se mostraba disconforme con la decisión de formalizar su compromiso
-          Habrá celebración pero no habrá compromiso,..siento que no amo de verdad a Rieno y no deseo casarme con el- dijo la sirena ante la mirada estupefacta de su familia
-          Pero Sena….si es el sireno ideal para ti…es con el que siempre has deseado estar..nosotros pensábamos que él te haría feliz ya que era eso lo que tu deseabas- dijo la mama sorprendida
-          Pues estábamos todos equivocados ya que tan solo siento afecto y cariño por el pero no estoy enamorada y dudo que el me sienta un amor tan incondicional por mí como manifiesta- dijo Sena ante la mirada extrañada de Rieno que acababa de llegar al interior de la casa de Sena viendo que hacía días que no sabía nada de ella
-          Pero …¿ qué ocurre aquí?- dijo Rieno aproximándose hacia la sirena. ¿ Cómo es posible que durante tres días no te hayas comunicado conmigo..levo horas llamándote , te he buscado por todo el océano y nadie me ha sabido  decir donde te encontrabas? ¿dónde has estado?-. dijo Rieno en tono enfurecido
-          Bueno veo que el único que ha notado mi ausencia has sido tú porque el resto estabais demasiado ocupados ordenando mi compromiso futuro cuando mi vida presente estaba sumida en un total desorden- dijo la sirena ante la mirada atenta de Rieno
-          ¿Pero Sena…? ¿Que te ocurre? Tu voz , tu aspecto han cambiado…dime amor mío ¿ dónde has estado?- dijo Rieno intentando disimular su enfado
-          Pues ya te lo he dicho ordenado mi presente para labrar un futuro mejor- dijo Sena presa de la emoción
-          Futuro en el que permaneceré sola hasta que tome mi propia decisión- dijo ante la mirada estupefacta de Rieno que no dejaba de mirar le aspecto de la sirena
-          ¿ Sola? Me estás diciendo que no quieres comprometerte conmigo esta tarde?- dijo Rieno que no entendía las palabras de la sirena
-          Así es Rieno…creo que no estamos preparados para tomar esta decisión, hemos permanecido demasiado tiempo juntos y creo que nuestros sentimientos se hayan confusos…creo que debemos aplazar nuestro compromiso hasta descubrir los verdaderos sentimientos que se encuentran en nuestro interior- dijo Sena ante la mirada atenta de sus papas
-          Pero yo no dudo en lo que siento por ti- dijo Rieno intentando que la sirena recapacitara
-          Mis sentimientos son verdaderos- dijo el sireno intentando convencer a la sirena
-          No lo dudo Rieno….se que me aprecias tanto como yo te pareció a ti …pero lo que sentimos no es amor verdadero , ya que el amor verdadero no limita sino que otorga libertad y ligereza- dijo la sirena mientras que los papas se acercaban hasta ella con la intención de defender su postura
-          Mi pequeña tiene razón..quizás debíais tomarnos un tiempo para reflexionar y aclarar vuestros sentimientos…hoy celebraremos su aniversario pero ningún compromiso será anunciado- dijo el papa de la sirena acercándose comprensivamente hacia ella
-          Papa…mama—dijo emocionada la sirena Muchas gracias por vuestra comprensión,..sabía que me entenderíais- dijo la sirena abrazándose a sus papas y a sus hermanas
-          Y muchas gracias a todos por lo mucho que me habéis enseñado pero es hora de que me libre de las anteriores disposiciones y que sea libre de tomar mis propias decisiones .- dijo la sirena ante la mirada absorta de Rieno
-          Y ahora tengo que preparar la celebración de mi decimosexto aniversario, Rieno estas invitad a asistir si lo deseas aunque solo  formes parte de ella como invitado- dijo Sena ante la mirada de rabia de Rieno
-          No puedes hacerme eso Sena…¡Que dirán mis amigos…que pensaran mis familiares cuando vean que mi compromiso contigo ha sido anulado…no te lo perdonaré- dijo agitado  Rieno
-          No puedes hacerme esto- dijo sumido en una total desesperación
-          Olvídate de mi amistad para siempre…después del ridículo que me harás padecer no obtendrás nunca más mi comprensión ni mi ayuda, Te arrepentirás de lo que estás haciendo….nunca encontraras un sireno como yo- dijo el sireno ante la mirada convencida de la sirena
-          Esta vez sus palabras no lograran convencerme ..mi decisión está tomada y ahora me alegro más que nunca de haberme dado cuenta de cuál era la decisión más acertada- dijo la sirena mientras que Rieno salía enfurecido por la puerta
-          No celebrare contigo tu cumpleaños nunca más- dijo Rieno mientras que la familia de Sena intentaban reconfortarla
-          Déjalo Sena…ahora está dominado por el dolor pero cuando se le pase vera la  La  sirena Sena y la bruja del mar:
to. Debe tener un significado muy especial y ser una pieza de gran valor si la bruja la necesita para realizar el conjuro que le he solicitado- dijo la sirena en tono de preocupación pensando que posiblemente le será complicado que el tiburón le cediera de manera altruista su colgante
-          Pues verás…si es cierto . El colgante de colmillo de Tiburón que siempre lleva consigo Roneo es muy especial para él ya que es el único recuerdo familiar que dispone. Le tiene un gran aprecio y nunca se separa de él . Siempre lo lleva colgado del cuello y cada dia lo observa emocionado recordando a sus familiares que fueron capturados por un gran barco humano hace algún tiempo- dijo el tiburón intentando engañar a la sirena siguiendo un propósito oscuro
-          Entonces…¿ es un recuerdo familiar?- dijo la sirena pensando que nunca lograría que Roneo le entregara el colmillo
-          Así es….pero Roneo es un tiburón muy especial  y quizás si le explicas el motivo para el cual lo deseas él te lo pueda ceder sin problemas..es un tiburón que dispone de un buen corazón interior- mintió el tiburón mientras que el resto de sus compañeros tiburones se acercaban hasta allí y tras escuchar sus comentarios comenzaron a hablar entre ellos.
-          ¿Pero…? ¿Que está diciendo ese tiburón? ¿Ha perdido la cordura?- dijo uno de los tiburones que se encontraban allí
-          Todo el mundo sabe que el colgante que lleva consigo el tiburón no es un recuerdo familiar ni un objeto que el aprecie ya que se trata del colmillo opresor que le obligaron a colocarse para mantenerlo retenido en el interior del barco fantasma cuando perdió ante el poder del pulpo Pampo- dijo el tiburón Tebeno ante la mirada de afirmación del resto de tiburones
-          Si ese colmillo le pertenece a él y le fue arrebatado durante la pelea que tuvo con el pulpo  Pampo en el que fue vencido muy fácilmente convirtiéndose en el hazmerreir de todo el océano. Por primera vez un tiburón fue vencido por un pulpo- dijo el tiburón Tebeno mientras que la sirena permanecía ajena a los comentarios de los tiburones
-          Si…..en esa lucha se decidía el territorio donde el tiburón debía vivir ya que quería vivir en el interior de una de las casas de roca que estaba ocupada por los pulpos. Al perder en la lucha tuvo que cederles el terrero y las casas a los pulpos y tuvo que conformarse en vivir en el interior de aquel barco fantasma para siempre preso de la maldición que obtuvo producto de su propia derrota- siguió diciendo el tiburón
-          El hecho de que el pulpo le arrebatara su colmillo no solo provocó que el tiburón Roneo fuera vencido sino que también hizo que a partir de ese momento tuviera que vivir cautivo de los pulpos en el interior del barco fantasma alimentándose tan solo de los vegetales que en su interior crecen ya que ningún pez es capaz de nadar en el fondo del barco fantasma- siguió diciendo el tiburón
-          Y tan solo podrá liberarse de su cautiverio si  algún animal marino confiado le solicita el colmillo con el que los pulpos provocaron su cautiverio- dijo el tiburón ante la mirada atenta de los tiburones
-          Pero todo el mundo sabe que el colmillo opresor tan solo trae castigo y opresión a aquel que lo lleva consigo. Es signo de mala suerte y mal augurio ya que  es sinónimo de derrota. Ningún animal que el océano se encuentre le liberará nunca de su colmillo si conoce verdaderamente la historia y la manera en cómo le fue arrebatado. Nadie se atrevería a llevarlo consigo ni a solicitárselo a menos que…- dijo el tiburón pensativo
-          A menos que no sepa la verdad del significado que tiene el colmillo para Roneo- dijeron el resto de tiburones que comenzaban a darse cuenta de lo que su amigo Tebeno pretendía hacer
-          Si…a menos que sea una inocente sirena la que viene en su búsqueda- dijeron a coro los tiburones acercándose hasta ella mientras que Tento seguía engañado a la sirena con su discurso
-          Entonces será muy difícil que el tiburón Roneo me ceda el colmillo que siempre lleva ya que es muy difícil poder desprenderse de los recuerdos familiares- dijo la sirena ante la mirada atenta de Tento
-          Si …así es pero si logras convencerle exponiéndole cuales son los motivos por los cuales lo necesitas estoy seguro que el buen corazón de Roneo hará que te entregue para que la bruja del mar realice el encantamiento que necesitas- dijo el tiburón extrañándose de que la sirena  pudiera ser tan confiada y que se fiara del discurso que le acababa de decir
-          Si..quizás sea tan buen tiburón como lo eres tu y me ceda el colgante..es muy importante que lo pueda tener antes de la fecha en que celebre mi cumpleaños- dijo la sirena pensativa
-          ¿ y alguien me puede conducir hasta la casa donde vive Roneo?- dijo la sirena temerosa pensando en que la misión que le había solicitado la bruja no era tan fácil como ella había pensado
-          Si…nosotros te acompañaremos- dijeron a coro los cuatro tiburones que no dejaban de pensar en la cara que pondría Roneo cuando viera a la sirena en el interior de su barco fantasma con la intención de liberarlo de la opresión que ejercía sobre él el colgante colmillo
-          Roneo vive en aquel barco fantasma de allí- dijo el tiburón Tento ante la mirada asombraba de la sirena
-          Y nosotros te acompañaremos hasta allí ya que no queremos que ningún tiburón ni animal marino te ataque estando en nuestro territorio. Últimamente disponemos de poco alimento y algún tiburón malintencionado podría dañarte- dijo el tiburón Tento haciendo señales al resto de tiburones alertándoles de su plan
-          Con esta inocente sirena lograremos hacer que Roneo salga de su encierro en el barco fantasma tras haberse liberado para siempre de su colmillo opresor- dijo en bajo tono el tiburón Tento ante la mirada de aprobación del resto de tiburones
-          No creíamos que nadie en el océano era desconocedor de la  maldición opresora de la cual era victima Roneo pero ahora vemos que estábamos equivocados , ya que existe una sirena en el fondo del mar que no conoce la historia y que nos servirá de anzuelo para nuestro propósito. En cuanto Roneo le entregue el colgante colmillo Roneo será liberado de su opresión y podrá regresar al fondo marino con nosotros mientras que la sirena en cuanto cuelgue sobre su cuello el colmillo recibirá todo el peso de la opresión de los pulpos y quién sabe si podrá llegar sana y salva de nuevo a su destino- dijo el tiburón pensando en las consecuencias que tendría para la sirena
-          Si,…no sabemos las consecuencias que el disponer del colmillo tendrá para la sirena pero a  nosotros tan solo nos importa que nuestro Roneo quede libre del maleficio que el pulpo vertió sobre él al salir vencedor de la batalla-dijo el tiburón Tebeno mientras que acompañaban a la sirena hacia el barco fantasma
-          Bien sirena, tan solo nos falta un par de metros para llegar hasta el interior del barco fantasma, tan solo debemos nadar contra la corriente que rodea el barco donde vive Roneo y ya podrás realizarle tu solicitud- dijo el tiburón preso de emoción pensando que pronto Roneo sería liberado
-          Mira….el barco fantasma abre sus puertas hacia nosotros, Roneo debe habernos oído llegar y como es un tiburón tan considerado ha abierto las puertas de su barco para ofrecernos su hospitalidad- dijo Tento ante la mirada admirada de la sirena
-          Menos mal que sois unos tiburones honestos, cuando llegué al fondo marino pensé que os tratabais de tiburones malintencionados pero ahora veo que sois unos buenos animales marinos- dijo la sirena mientras que los tiburones se reian interiormente
-          Pues claro Sirena…es que los rumores que circulan por el fondo del océano en muchas ocasiones no son ciertos- dijo Tento mientras que se aproximaban al interior del tenebroso barco fantasma donde Roneo se hallaba consumido por los vegetales que rodeaban su cuerpo
-          Roneo…Roneo- dijo Tento reclamando la atención del tiburón que yacía aburrido en el interior del barco fantasma
-          ¡Pero si se trata de mi amigo Tento!- dijo el tiburón acercándose hasta él. Espero que me halláis traído algo de comida ya que hace días que me alimento a base de alga marina- dijo a regañadientes el tiburón
-          Roneo calma…tienes una visita muy especial que viene a liberarte...digo a solicitarte el tu colmillo opresor...digo tu colmillo familiar- dijo Tento intentando que Roneo comenzara a darse cuenta de sus pretensiones
-          ¿ mi colgante de colmillo?- dijo Roneo preso de la emoción
-          Si…este colgante que tanto aprecias y que tanto significado tiene para ti…ese colmillo que tan feliz te hace al observarlo,..ese colmillo que tantos buenos recuerdos te trae- dijo el tiburón Tento mientras que el resto de tiburones le hacían señas para que siguiera la corriente a su amigo tiburón
- Si claro…mi colmillo querido…no podría vivir sin él- dijo el tiburón mostrándole el colgante colmillo a Sena
-          ¿A que es precioso?- dijo el tiburón mostrándoselo a la sirena. Es el único recuerdo familiar que tengo- dijo en un suspiro
-          Entonces Roneo será muy difícil que puedas cedérmelo ¿ verdad?- dijo la sirena resignada
-          Entiendo que tenga un gran significado para ti y que no quieras cedérmelo...quizás la bruja del mar se equivocó al solicitar que se lo llevara hasta allí- dijo cabizbaja la sirena viendo que no sería capaz de convencer al tiburón
-          Bueno…hermosa sirena, no te pongas triste….tal vez tu y yo podamos llegar a  un acuerdo- dijo el tiburón mirándola tiernamente
-          Dime…¿ para que necesitas el colmillo?- dijo el tiburón acercándose hacia ella
-          Pues lo necesito para llevar a cabo un conjuro con el cual liberar a mi corazón de las dudas que en el se encuentran. Quiero poder enamorarme con amor verdadero del sireno que tanto me ha protegido y tanto me ha amado . Quiero estar segura de mis sentimientos hacia él para de esta manera saber corresponderle de la manera que el se merece-dijo la sirena presa de emoción

-          Es que quizás los sentimientos que tenga hacia el no sean de amor verdadero y temo hacerle daño o hacerle sentir infeliz si no logro enamorarme de él y corresponderle a su amor en la misma medida- dijo la sirena mientras que el tiburón no dejaba de observarla poniendo cara de pena

-          Si…..es un motivo muy especial y ne enorgullece que solicites mi ayuda para llevarlo a cabo- dijo mirando a Sena

-          Y creo que podré prescindir un tiempo de él- dijo el tiburón dirigiendo una mirada de complicidad a sus amigos tiburones.

-          ¿ verdad queridos amigos ¿- dijo Roeno preso de la emoción pensando en el momento de poder liberarse de la opresión que su colmillo cernía sobre él

-          ¿De verdad que harías eso por mi?- dijo la sirena emocionada

-          Por supuesto… a pesar de mi aspecto soy un buen tiburón. Tan solo te pediré un favor…que seas tu quien me lo retire del cuello- dijo el tiburón mirando a Sena

-          No podría liberarme tan fácilmente de él si fuera yo mismo quien te lo entregara, tienes que ser tu la que me lo retire de manera intencionada- dijo el tiburón recordando que tan solo sería liberado de la  opresión del colmillo si la sirena se lo retiraba conscientemente

-          Pues claro…yo te lo retiraré  y haré que tu pena por separarte de él no sea tan grande- dijo la sirena mientras que le retiraba el colmillo

-          Perfecto- dijo el tiburón viendo como el hecho de que la sirena le hubiera retirado el colgante había provocado que las cadenas vegetales que los ataban y condenaban a permanecer siempre en el interior del barco fantasma comenzaban a liberase

-          Perfecto sirena- dijo emocionado el tiburón que comenzaba a nadar por el fondo de su barco fantasma viéndose liberado de la opresión que durante tanto tiempo había sentido

-          Ahora ya puedes marcharte de aquí…..no te necesitamos ya- dijo el tiburón despidiéndose de la sirena

-          Si..mejor que se marche ya que no sabemos las consecuencias que puedan traer sobre ella el hecho de ahora ser poseedora del colgante- dijo en tono bajo en tiburón Tento

-          Si ..es mejor que te vayas ahora mismo , vete de nuevo a tu mundo y entrégaselo a la bruja que te lo solicitó- dijo el tiburón preso de la emoción ante la mirada confiada de la sirena

-          Si..ahora debo ir en busca del siguiente elemento que necesito encontrar para que el hechizo pueda tener lugar- dijo la sirena emocionada sin saber que  había sido presa del engaño de los malvados tiburones

-          Espero que no lo eches mucho de menos- dijo la sirena ante la mirada de liberación de Roneo

-          Tranquila…quédatelo si quieres…creo que no lo volveré a necesitar más….el colgante estará mejor cuidado entre tus dulces manos- dijo el tiburón mientras que recorría entusiasmado su barco fantasma mientras que la sirena Sena salía de él sumida en sus pensamientos

-          Que tiburón mas bueno y honesto..has sido capaz de cederme el colgante del que tanto aprecio sentía tan solo por ayudarme- dijo la sirena mirando atentamente el colgante

-          Debe ser un colgante muy especial si la bruja me lo ha pedido…pero quizás no sea del todo honesto que el tiburón me lo haya cedido para lograr mi propósito ya que el a partir de este momento dejara de tenerlo  y de poder recordar a sus familiares- dijo la sirena Sena en tono de pena

-          Quizás no merezca el sacrificio que el tiburón ha hecho por mi , quizás deba ir a devolvérselo- dijo la sirena en tono de tristeza

-          No puedo aceptar su ofrecimiento si con ello causo su pena , ya que a pesar de que el tiburón a querido ocultar sus sentimientos tristes ante mi se que interiormente debe estar echando de menos su colmillo familiar- dijo la sirena mientras que decidía si proseguir su camino en dirección hacia el mundo de los delfines

-          Quizás deba regresar a su barco  devolverle el colgante. – dijo la sirena que muy decidida volvió a dirigir su nado hacia el barco sin saber que los tiburones permanecía allí festejando la liberación de Roneo

-          Esa sirena era más inocente de lo que realmente pensábamos..mira que no conocer la leyenda de Roeno y su colgante opresor—Todo el océano conoce la historia y nadie hubiera querido para sí mismo la opresión que puede provocar el poseedor del colgante en su vida- dijo el tiburón Tento sin saber que la sirena se había adentrado de nuevo al interior del barco fantasma con el propósito de devolverse su colmillo

-          Si...nadie es tan inocente como para confiar tanto en los demás y menos cuando el otro es un tiburón como nosotros- dijo Tento ante mirada absorta de la sirena que permanecía oculta escuchando como los tiburones se burlaban de ella

-          Si...ahora que te ha liberado de la opresión de ese Pulpo Pampo puedes abandonar el barco fantasma dónde estabas recluido y todo gracias a la bondadosa e inocente sirenita- dijo el tiburón Tento mientras que la sirena Sena comenzaba a reaccionar

-          Pero no puede ser…he sido engañada por esos malvados tiburones..no es posible- dijo sollozando la sirena mientras que abandonaba de nuevo el barco

-          Me han engañado para que les liberara de manera voluntaria de su opresión…pero ¿ por qué motivo la bruja me solicitaría el colgante si era conocedora de la historia que llevaba consigo el colmillo?- dijo la sirena que presa del dolor comenzaba a reflexionar sobre lo que había acontecido.

-          No puede ser que me hayan engañado de esta manera….pensé que realmente eran unos buenos tiburones y que me habían ayudado de todo corazón , nunca pensé que su ayuda tan solo tenía un fin egoísta…el de liberarse para siempre del castigo que le impusieron a él- dijo la sirena mientras que el colgante comenzaba a hacer efecto sobre ella provocando sobre su cuello una ligara sobrecarga.

-          Bueno…de todas formas ahora tengo en mi poder el colgante- dijo resignada la sirena. Y podré llevárselo a la bruja- dijo la sirena en tono animado

-          Quizás el motivo por el cual la bruja me lo solicitó tenga algun significado que ahora no pueda saber pero estoy segura de que dentro de poco tiempo lograré descubrir- dijo la sirena armándose de nuevo de gran valor y dirigiéndose al oleaje de la bruja para que siguiera orientándola en su camino

-          Oleaje brujo conducidme de nuevo hacia el siguiente lugar donde debo encontrar el segundo elemento que la bruja Brejamar me ha solicitado- dijo la Sirena mientras que las olas de la bruja la llevaban directamente hacia el arrecife donde vivan los caballitos de mar.

En cuanto el oleaje de la bruja llevó a Sena hacia la parte del océano donde vivan los caballitos de mar para poder recoger los corales necesarios con los que fabricar una bonita corona, diferentes animales recogían animados numerosos corales con la intención de ser los ganadores del concurso de coronas de coral.

-          Hola- dijo la sirena emocionada viendo como algunas almejas recogían juntas las piedrecitas de coral que iban recogiendo en el fondo del mar
-          Decidme ¿ que estáis haciendo?- dijo la Sirena mirando atentamente como las almejas discutían acerca del tamaño que las piedras de coral debían tener
-          Estamos recogiendo piedras de coral con la intención de crear una bonita corana de coral con la que resultar ser los vencedores del concurso que tendrá lugar durante los próximos días- dijo la almeja Hista.
-          ¿Pero veo que tan solo habéis podido recoger una piedrecita?- dijo la Sirena viendo que las almejas cada vez que recogían una piedrecita discutían acerca del tamaño que ésta debía tener
-          Si…es que no logramos ponernos del todo de acuerdo.: La almeja Fenca considera que las piedrecitas deben tener esta dimisión, pequeñas y bien formadas sin embargo la almeja Janta desea que tengan un tamaño más grande y con diferentes formas- dijo la almeja Hista mirando atentamente a la Sirena
-          Y por este motivo nos retrasamos ya que preferimos tardar más tiempo pero crear una corona de coral perfecta a ir demasiado rápido y crear una fea corona- dijo la almeja mientras que Sean dirigía su mirada hacia el fondo marino buscado los caballitos de mar.
-          Ya veo- dijo la sirena mirando como las almejas estaban sumidas en la recogida de piedrecitas. Sabéis donde puedo encontrar a los caballitos de mar….creo que debo encontrar suficientes piedras allí con las que crear una bonita corona- dijo la sirena ante la mirada atónita de las almejas
-          ¿También tu quieres participar en el concurso?- dijeron  las almejas viendo en ella una futura contrincante
-          Bueno...no exactamente,…tan solo necesito formar una corona para entregársela a la bruja del mar- dijo la sirena mientras que las almejas seguían sumidas en su discusión
-          Pues los caballitos de mar se encuentran en aquella zona de allí y es mejor que te marches enseguida ya que no queremos que descubras nuestra manera de elaborar la corona ya que podrías fabricar una igual a la nuestra o incluso mejor y ganar el concurso- dijo la almeja despidiéndose de la sirena
-          Si….no temáis…no pretendo copiar vuestra manera de trabajar tan solo deseaba que me indicarais el camino donde viven los caballitos de mar- dijo la sirena  despidiéndose de las almejas

Y dicho esto la sirena siguió en dirección hacia el lugar donde las almejas le habían indicado con la intención de encontrarse con los caballitos de mar pero en medio del camino se encontró con un grupo de mejillones que estaban levantando varias de las piedras que se encontraban en el fondo marino

-          Hola- dijo la sirena  mirando atentamente la labor realizada por los mejillones
-          Hola sirena-dijo el mejillón Non sin despegar la vista del suelo
-          ¿ Que estáis haciendo?- dijo la Sirena viendo como los mejillones se encargaban de buscar piedrecitas de coral con la intención de crear una corona con ellas
-          ¿También vais a participar en el concurso de coral?- dijo la sirena mientras que los mejillones la miraban sorprendidos
-          Así es- dijo el mejillón Non dubitativo
-          Pero veo que tan solo habéis recogido una piedrecita- dijo la sirena viendo como los mejillones tenían ciertas dudas en qué tipo de piedras recoger
-          Si…es que el mejillón Ron quiere construir la corona con piedras magenta y el mejillón Ton quiere piedras de color amarillo y esto supone que tengamos que buscar piedras de los dos colores, construir dos coronas para posteriormente decidir qué color tendrá la corona que presentemos al concurso- dijo preso de dudas el mejillón Non
-          Ya veo- dijo la sirena viendo como el trabajo se duplicaba cuando se tenían dudas de cómo poder llevarlo a cabo
-          Y ahora si nos dejas tranquilos podremos proseguir con nuestra búsqueda- dijo el mejillón Non ante la mirada asustada de la sirena
-          Si..ya me marcho...voy en busca de los caballitos de mar . Espero que los caballitos de mar no tengan tantos problemas al tomar sus decisiones y que me dejen ayudarlos a conseguir las piedras de coral con la que formar un corona para entregar a la bruja- dijo la sirena con cierto desanimo

Y en cuanto dejo tranquilos a los mejillones buscando piedrecitas de dos colores se aproximó hacia la zona donde vivían los caballitos de mar esperándolos encontrar sumidos en una gran lucha de decisión pero cuando llegó hasta allí descubrió que los caballitos de mar se encontraban trabajando en solitarios buscando piedrecitas con las que formar la corona.

-          Hola- dijo la sirena aproximándose a un caballito de mar. ¿estás buscando piedrecitas con las que crear una corona de coral?- dijo la sirena ante la mirada atenta del caballito de mar Mento
-          Si…así es – dijo mostrándole la bolsita repleta de coral que llevaba consigo
-          Veo que has podido recoger muchas piedrecitas- dijo la sirena viendo como el caballito de mar recogía tranquilamente sus piedras
-          Si…es que dentro de unos pocos días tendrá lugar un concurso y los caballitos de mar nos hemos distribuido de manera adecuada para logar conseguir recoger el mayor numero de piedrecitas posibles- dijo el caballito señalando al resto de caballitos que en solitario  estaban recogiendo las piedras
-          Si y creo que habéis logrado recoger más piedrecitas que las almejas y los mejillones – dijo la sirena mirando atentamente como los caballitos habían recogido en menor tiempo más numero de piedras con las que construir la corona.
-          Si….es que los caballitos de mar trabajamos mejor en soledad- dijo mirándola tiernamente
-          Bueno..yo pensaba que podría ayudarte a recoger las piedrecitas ya que la bruja ha solicitado que le lleve una corona elaborada con las piedras que se encuentran en esta zona de aquí-dijo la sirena cabizbaja
-          Pero si no necesitas mi ayuda no podré llevársela- dijo la sirena tristemente
-          Bueno…creo que no necesitas ofrecerme ayuda ni mi ayuda para recogerlas , puedes hacerlo por ti misma- dijo el caballito de mar ante la mirada asombrada de la sirena que había comenzado a notar el peso del colmillo opresor del tiburón
-          Es cierto…no lo había pensando….es que pensaba que era mejor ofrecer ayuda a los demás ya que de esta manera todos salimos beneficiados, el que ayuda es recompensado por su buena fe y el ayudado  sufre menos- dijo la sirena pensativa
-          Pensaba que el trabajar para los demás y con los demás era positivo para todos pero ahora veo que no siempre es así- dijo la sirena recordando el colmillo del tiburón.
-          Si no siempre es así ya que hay animales que se aprovechan de la buena voluntad del otro – dijo el caballito mirando el colgante que la sirena llevaba
-          Y en ocasiones te impide poder tomar tus propias decisiones haciéndote dudar y dejándote arrastrar pos sentimientos que nos son tuyos- dijo el caballito retirándole el collar de colmillo de tiburón

-          Es mejor que no lleves colgado este collar…creo que su influjo no te está dejando ver tu propia realidad. Puedes buscar por ti misma las piedrecitas en este fondo marino, no necesitas ser ayudada ni ayudar para ello- dijo el caballito que había visto el corazón lleno de dudas que la sirena llevaba consigo
-          Si…es cierto…sin el peso de este collar bajo mi cuello me siento más libre para decidir- dijo la sirena que  despidiéndose del caballito de mar se dirigió hacia la zona de los corales con la intención de recoger las piedrecitas que ella considerara oportunas para construir la corona
-          Es que dudaba en cómo poder hacer una bonita corona si alguien no me mostraba como hacerla pero ahora entiendo que  tengo que construirla sola- dijo la sirena presa de emoción
-          Me alegro que lo hayas entendido- dijo el caballito de mar despidiéndose de ella mientras que la sirena recogía emocionada las piedrecitas con las que adornar su corona

 Y poco a poco la sirena fue recogiendo sus piedrecitas seleccionando aquellas que consideraba como idóneas para formar su collar, independientemente del color y tamaño que estas pudieran tener. En poco tiempo construyó una bonita corona para ofrecerle a la bruja Brejamar y salió en dirección al mundo de los delfines con la intención de buscar allí el tercer objeto que necesitaba encontrar para que el encantamiento tuviera lugar.
Y en cuanto acabó de realizar su corona el oleaje de la bruja la condujo hacia el tercer lugar donde debería encontrar la concha de las disposiciones.


-          Ahora que he dejado atrás el mundo de los tiburones, y que he conseguido realizar la corona de coral tengo que buscar al delfín Rufino y solicitarle la concha estrella para podérsela llevar a la bruja. Espero que los delfines no guarden en su interior tan oscuros sentimientos como los tiburones y que no tengan tantas dudas en su interior como las almejas y los mejillones- dijo la sirena esperando poder encontrarse pronto con el delfín Rufino

-          Y espero que la concha de disposiciones no tengan un significado tan especial para el delfín y que sea capaz de cedérmela para que la bruja cree con ella el encantamiento que necesito- dijo la pequeña sirena mientras que el oleaje le llevaba hacia el mundo de los delfines que se encuentran nadando entre los arrecifes de coral que rodeaban su mundo

-          Mira…los delfines se encuentran en plena celebración- dijo la sirena viendo como un grupo de delfines se acercaban hasta allí llevando consigo nuevo coral con el que adornar el fondo marino

-          Quizás celebren el cumpleaños de algún delfín del lugar…me acercaré a ellos para conocer de quien se trata y para que me digan si el delfín Rufino vive en este fondo marino- dijo la sirena mientras que conducida por su oleaje llegaba hasta el centro del fondo de coral done los delfines se encontraban preparando la celebración que en  cuestión de minutos tendría lugar allí

-          Hola.- dijo la sirena acercándose hacia los delfines. Mi nombre es Sena y estoy buscando al delfín Rufino- dijo la sirena ante la mirada asombrada de los pequeños delfines que la miraban perplejos

-          Hola Sena ..dinos ¿ has sido invitada a la fiesta de celebración de Rufino? Eres amiga suya?- dijeron los delfines animados

-          Bueno…no soy amiga suya y no sabía que hoy celebraba su cumpleaños- dijo Sena mirando atentamente los carteles de felicitación que se encontraban allí

-          Si…hoy es su decimosexto cumpleaños y se convertirá en un delfín adulto….- dijeron emocionados los delfines

-          ¿ Su decimosexto aniversario?_ dijo la sirena recordando que pronto tendría lugar su cumpleaños.

-          Si..hoy celebra su día como delfín adulto e iniciara un nuevo camino en soledad- dijo el delfín Fieno

-          Hoy su concha de las disposiciones será destruida y sin ella podrá elaborar nuevas disposiciones para su nueva vida como adulto- dijeron los delfines ante la mirada atenta de la sirena

-          ¿ La concha estrella de las disposiciones?- dijo la sirena intentando entender lo que los delfines le pretendían explicar

-          Si…cuando los delfines cumplimos los dieciséis años estamos en disposición de iniciar nuestra vida como adultos en soledad hasta que encontremos el delfin que nos acompañará en nuestra vida como adulto y podamos crear con el una nueva familia y un nuevo hogar- dijo el delfín Fieno ante la mirada atenta de la sirena

-          En cada decimosexto aniversario que sucede en nuestro fondo marino  realizamos siempre la misma acción, cada delfín destruye la concha de las disposiciones que hasta ahora han marcado su vida para poder crear una nueva concha con nuevas disposiciones que serán las que a partir de este momento guíen su vida- dijo el delfín mostrándole su concha estrella de las disposiciones

-          Mira…esta es mi concha de las disposiciones en ella se encuentran todas las normas , los comportamientos y los quehaceres que han sido impuestos por mi familia hasta ahora para orientar mis pasos y convertirme en el delfín que ahora soy. Estas disposiciones me han servido para aprender a comportarme y ser un gran delfín pero cuando llegue a cumplir los dieciséis años no puedo seguir orientando mis pasos hacia ellas, no debo seguir esta orientación ya que nuevas disposiciones deben ser creadas. Si permaneciera anclado a ellas tan solo provocaría que no tuviera la libertad para poder decidir qué vida adulta prefiero tener, ya que estaría condicionado por los valores, las normas y creencias de mis padres. Es necesario que las destruya para crear mi propia identidad como adulto . Esto me permitirá seguir aprendiendo cosas nuevas, enfrentarme solo a la realidad y poder tener la suficiente capacidad de decisión como para decidir qué es lo que quiero para mi y con quien quiero compartir mi vida adulta- dijo el delfín ante la mirada atenta de la sirena

-          Pero entonces…¿el delfín Rufino  se liberará de su concha esta misma tarde?- dijo la sirena pensando que si Rufino destruía su concha estrella nunca podría llevársela a la bruja para hacer su encantamiento

-          Si…claro..todos los delfines al cumplir su edad adulta destruyen su concha- dijo el delfín que no entendía las palabras de la sirena

-          ¿Pero no puede destruir su concha ya que necesito llevársela a la bruja del mar?- dijo pensativa la sirena

-          Pero hay algo que no entiendo- dijo la sirena mirando atentamente las conchas.

-          ¿Los papas están de acuerdo en que sus pequeños se liberen de las conchas de disposiciones? – dijo la sirena que pensaba que quizás para los padres sería muy doloroso verse liberados de las disposiciones que con tanto amor habían creado para la vida de sus pequeños

-          Si…claro…los padres deben entender que deben dejar que sus hijos abandonen sus hogares y sus disposiciones para que evolucionen como delfines adultos…no pueden retenerlos siempre bajo sus propias percepciones y creencias- dijo el delfín mientras que la sirena intentaba encontrar alguna manera de evitar que Rufino destruyera su concha

-          Bueno…decidme. ¿ dónde puedo encontrar a los papas de Rufino?- dijo Sena pensando que quizás si lograba hablar con los papas de Rufino les lograría convencer de que su hijo no destruyera la concha

-          Viven en aquel arrecife de allí…seguramente se encuentran preparando la celebración de esta tarde- dijo el delfín mientras que la sirena dirigía sus pasos hacia allí esperando poder encontrarse con los papas de Rufino

-          Muchas gracias amigos delfines- dijo la sirena dirigiéndose hacia la zona que los delfines le habían indicado.

Y dicho esto la sirena dirigió sus pasos hacia la casita de Rufino con la intención de convencer a sus papas de que su pequeño no destruyera la concha. Pensaba que quizás si Rufino no destruía su concha esto podía significar que los papas de Rufino fueran más felices ya que permanecerán siempre al lado de su pequeño, Rufino no tendría que abandonar ni su hogar ni las disposiciones que habían marcado su vida hasta ahora. Pensaba que posiblemente los papas no estaban de acuerdo en que sus pequeños se liberaran de las conchas , pensaba que tan solo lo realizaban siguiendo una costumbre y que si ella les lograba convencer posiblemente les causaría gran alegría y todos saldrían recompensados. Con estas ideas en su mente la sirena se dirigió hacia la casita de los delfines donde los papas de Rufino se encontraban preparando los últimos detalles para la celebración del cumpleaños de su pequeño cuando repentinamente la sirena se aproximó hacia ellos.


-          Buenas tardes- dijo la sirena Siena acercándose hacia los papas de Rufino
-          Hola – dijeron emocionados los papas del delfín viendo a la bonita Sirena allí
-          ¿Eres amiga de nuestro querido Rufino?- dijo el papa delfín Finto
-          Bueno… tan solo pasaba por aquí y me comentaron que hoy se celebraba una fiesta de cumpleaños en la que se destruye la concha de las disposiciones de cada delfín cuando cumple los dieciséis años y me extrañé de que fuera posible tal hecho ya eso implica que todas las normas y todos los comportamientos que han servido de orientación a los pequeños delfines hasta ese día se destruyen. Por este motivo  decidí venir a consultaros si este hecho no os provoca pena  y tristeza. Y si es así ¿ por qué motivo seguís haciéndolo?- dijo la sirena ante la mirada atenta de los papas de Rufino
-          Bueno Sirena quizás en vuestro mundo no sintáis la necesidad de liberar a vuestros pequeños de las guías que los padres les hemos ido inculcado durante su crecimiento pero nosotros los delfines creemos que es necesario- dijo el papa delfín ante la mirada atenta de Sena
-          Si….. es cierto que nos causa mucha pena dejar libres a los pequeños hacia los cuales hemos dedicado tanta atención y cuidados, nos deja muy tristes tener que separarnos de ellos pero si no lo hiciéramos nunca aprenderían a vivir su vida como un delfín adulto a tomar sus propias decisiones y a formar una nueva familia al lado del delfín con el que deseen formalizar su nueva vida-Si  estuvieran sometidos bajo nuestras percepciones y nuestra manera de entender la vida sus decisiones acabarían siendo influenciadas por nuestra manera de ver las cosas y no tomarían sus decisiones de manera libre, siempre estarían sujetas a nuestra influencia- dijo el papa delfín ante la mirada de la Sirena
-          Y a pesar de la tristeza que sentimos al tener que separarnos de ellos  creemos que es la única manera de que ellos aprendan a tomar sus propias decisiones. De esta manera si toman decisiones equivocadas o acertadas tan solo habrán sido consecuencia de su propia capacidad de elegir.- dijo el delfín mientras que al sirena reflexionaba.
-          Esto es lo que nos hace tener el valor suficiente como para desprendernos de ellos y de la concha de las disposiciones- dijo el papa del delfín mientras que Sena comenzaba a entender que quizás el hecho de querer hacer felices a sus papas aceptando  Rieno como su único y posible pretendiente podría a la larga no ser una decisión acertada a pesar de que ella quisiera respetar sus disposiciones. Comenzó a darse cuenta de que el hecho de  aplicarse el encantamiento sobre ella misma tan solo provocaría ocultar sus verdaderos sentimientos y que eso podría no garantizar su felicidad ni la de sus papas. Sena comenzó a darse cuenta de que si realmente sus padres querían en bien para ella aceptarían la decisión que tomara fuera la fuese tal y como los papas de Rufino aceptaban separarse de las disposiciones que habían regulado la vida del delfín
-          Si…quizás tengáis razón- dijo cabizbaja la sirena viendo como tras haber realizado su camino había tomado conciencia de que realmente su propósito podía no ser el adecuado.
-          De todas formas , si estáis de acuerdo, creo que permaneceré aquí el tiempo necesario para ver como Rufino se libera con alegría de sus disposiciones- dijo la sirena ante la mirada atenta de los papas de Rufino
-          Pues claro...estas invitada a la celebración y te darás cuenta de que el dolor de la separación pasa rápido cuando es aceptado con amor- dijeron los papas de Rufino despidiéndose de la sirena


Y en cuanto los últimos detalles de la celebración tuvieron lugar, Rufino se presentó ante todos los delfines llevando consigo su concha de las disposiciones. Los delfines comenzaron a cantar la canción de la liberación que anunciaba a la edad adulta del delfín. Rufino nadó hacia la parte alta donde se encontraba el arrecife de la libración y desde lo alto lanzó su concha de la disposición que alcanzó rápidamente el suelo del océano fragmentando la concha en mil pedazos. Los delfines comenzaron a nadar emocionados y los papas de Rufino se dirigieron hacia el haciéndole entrega de una nueva concha de las disposiciones en la que debía comenzar a depositar sus nuevas creencias, deseos y obligaciones para formar con ellas su nueva vida adulta



-          Rufino- dijeron los papas del delfín acercándose al pequeño
-          Ahora te hacemos entrega de esta nueva concha de las disposiciones en las que podrás ir escribiendo tu nueva vida como delfín adulto, tan solo serás guiado por tus verdaderos intereses y por tus verdaderas decisiones sin dejarte influenciar por nuestros deseos. Eso es lo que nos hace sentirnos verdaderamente felices- dijo el papa de Rufino mientras que este aceptaba el regalo que sus padres le ofrecían
-          Gracias papa…gracias mama – dijo Rufino mostrándoles a todos su nueva concha de disposiciones
-          Ahora estoy preparado para nadar por el fondo de nuevos océanos siendo guiado únicamente por mi capacidad de decisión- dijo Rufino mientras que los delfines celebraban emocionados su nueva vida adulta
-          Y ahora todos a disfrutar de la celebración- dijo Rufino mientras que Sena permanecía observando emocionado los hechos que allí tenía  lugar
-          Es extraordinario- dijo la sirena con una pequeña lagrimita en sus ojos
-          Creo que no podré llevarle a la bruja del mar los objetos que me solicitó para el encantamiento pero creo que ahora ya no me serán necesarios ya que durante el camino he aprendido muchas cosas que han provocado un cambio en mi interior- dijo la sirena mirando el colmillo del tiburón Roneo y la corana de piedrecitas de coral.
-          He aprendido a que el amor verdadero no tiene porque provocar una obligación ya que en el momento que desea acaparar tu cariño con un fin puramente egoísta deja de ser amor verdadero – dijo la sirena recordando cómo fue engañada por la bondad encubierta del tiburón
-          Ya que cada uno sabe los verdaderos sentimientos que encierra su corazón y la apariencia puede no corresponderse con la realidad. Quizás mi hermana tenía razón al dudar del amor incondicional que Rieno siente por mi..ya que su amor ha limitado mi capacidad de decisión y de elección, haciéndome dependiente de su amor e impidiéndome conocer a otros sirenos – dijo la sirena pensativa
-          Y con la experiencia con los caballitos de mar he aprendido que el hecho de querer respetar los deseos de los demás hace complicado el poder tomar mis propias decisiones y que provoca que  la vida se vuelva complicada y oscura provocando dudas en mi interior- dijo la sirena. Es el propio miedo a enfrentarme a las nuevas situaciones la que me hizo ser dependiente de los deseos de los demás y anteponerlos a mis propios deseos- dijo la Sirena Sena mirando la corona que había fabricado con las piedrecitas
-          Y con los papas de Rufino he aprendido que tan solo expresándole mis sentimientos a mis papas lograré hacer que ellos me entiendan y que comprendan lo que mi corazón siente haciéndoles ver que quizás mi felicidad no se encuentre al lado de Rieno. Ellos aceptaran de buen grado mi nueva disposición ya que tan solo desean para mí lo mejor- dijo la sirena  recorriendo el fondo marino subida al oleaje de la bruja
-          Y ahora que ya veo con claridad lo que yo deseo para mi, me marcho en dirección a la casa de la bruja con la intención de comentarle mi cambio de opinión. Ahora no deseo un encantamiento que enmascare mis sentimientos y que provoque en mi un falso enamoramiento, quiero poder disfrutar de una nueva vida como sirena adulta en soledad hasta que tenga la suficiente capacidad como para decidir al lado de que sireno deseo estar o si prefiero permanecer en soledad- dijo la sirena mientras que el oleaje le conducía de nuevo hacia el hogar de la bruja que permanecía atenta esperando la visita de la sirena

En cuanto la sirena llegó de nuevo a su castillo su esponja guardiana se encontraba esperando su llegada y muy contenta de que la sirena hubiera llegado a tiempo hasta allí la condujo de nuevo al interior del castillo de las tinieblas de la bruja donde la bruja permanecía en su pedestal de sal admirando su libro marino y su libro de conjuros.

-          Hola Sena- dijo la bruja mirando atentamente a la sirena .Veo que traes contigo la corona y el colgante de colmillo…pero ¿ dónde has dejado la concha de las disposiciones?- dijo la bruja ante la mirada de convencimiento de la sirena
-          No quiero una concha de las disposiciones antiguas en mi vida…quiero poder construir la mía propia como lo hacían los delfines- dijo la sirena emocionada
-          Y no necesito en mi vida un colgante opresor que me limite- dijo entregándole el collar del tiburón
-          Pero la corona de piedrecitas creo que me pertenece ya que ella me recordará siempre que soy capaz de decidir por mi misma y que con mis propias decisiones puedo construirme una mejor vida sea en soledad o acompañada  por un bello sireno- dijo la sirena colocándose la hermosa corona sobre su cabeza
-          Perfecto querida Sena…veo que has aprendido lo que debías aprender durante tu camino y creo que entonces no necesitaras de mi ayuda ni de la ayuda de nadie para entender lo que realmente tu corazón quiere- dijo la bruja acercándose a la sirena
-          Si…es cierto querida bruja….ahora tan solo hace falta regresar a mi hogar y mostrar mis verdaderos sentimientos a Rieno y a mis papas- dijo la sirena mientras que la bruja  depositaba el colgante de tiburón en su caldera
-          Y ahora el colgante ira de nuevo hacia el lugar donde debe estar, colgado del cuello de ese tiburón Roneo- dijo la bruja mientras que el colgante se dirigía en dirección a Roneo que se vio rodeado de nuevo por sus cadenas de vegetal que le condujeron hacia el interior del barco fantasma dejándolo desprovisto de la libertad que ha base de engaño había logrado

Y en cuanto la sirena abandonó el castillo de la bruja se dirigió hacia su hogar con la intención de expresarle sus verdaderos sentimientos a sus papas , esperaba que el día de su cumpleaños tan solo fuera motivo para celebrar su aniversario ya que no deseaba formalizar ningún compromiso con Rieno. En cuanto llego al interior de su hogar sus papas se encontraban organizando su aniversario ya que tan solo faltaban unas cuantas horas para que este se produjera. En cuanto vieron a su pequeña allí tan solo se preocuparon por preguntarle si aquél día había hablado con Rieno sin darse cuenta ni tan siquiera que su peaña había estado ausente durante esos días.

-          ¿Pero pequeña…? ¿Que haces sin tu traje de celebración? Deberías estar preparada para tu compromiso…Que pensaría Rieno si te viera en este estado- dijo la mama de Sena mirando como su pequeña presentaba un aspecto cansado
-          ¿ Y eso que llevas en lo alto de tu cabeza?- dijo la mama de la sirena retirándole en seguida la corona de coral
-          Un momento mamá-dijo la sirena impidiéndole que la mama le retirara la corona
-          Creo que ningún compromiso tendrá hoy lugar- dijo la sirena ante la mirada atónita de sus papas y de sus hermanas que por primera vez veían que Sena se expresaba sin ningún tipo de temor ni dudas.
-          Pero pequeña¿ qué estás diciendo?- dijo el papa de la sirena viendo que la pequeña se mostraba disconforme con la decisión de formalizar su compromiso
-          Habrá celebración pero no habrá compromiso,..siento que no amo de verdad a Rieno y no deseo casarme con el- dijo la sirena ante la mirada estupefacta de su familia
-          Pero Sena….si es el sireno ideal para ti…es con el que siempre has deseado estar..nosotros pensábamos que él te haría feliz ya que era eso lo que tu deseabas- dijo la mama sorprendida
-          Pues estábamos todos equivocados ya que tan solo siento afecto y cariño por el pero no estoy enamorada y dudo que el me sienta un amor tan incondicional por mí como manifiesta- dijo Sena ante la mirada extrañada de Rieno que acababa de llegar al interior de la casa de Sena viendo que hacía días que no sabía nada de ella
-          Pero …¿ qué ocurre aquí?- dijo Rieno aproximándose hacia la sirena. ¿ Cómo es posible que durante tres días no te hayas comunicado conmigo..levo horas llamándote , te he buscado por todo el océano y nadie me ha sabido  decir donde te encontrabas? ¿dónde has estado?-. dijo Rieno en tono enfurecido
-          Bueno veo que el único que ha notado mi ausencia has sido tú porque el resto estabais demasiado ocupados ordenando mi compromiso futuro cuando mi vida presente estaba sumida en un total desorden- dijo la sirena ante la mirada atenta de Rieno
-          ¿Pero Sena…? ¿Que te ocurre? Tu voz , tu aspecto han cambiado…dime amor mío ¿ dónde has estado?- dijo Rieno intentando disimular su enfado
-          Pues ya te lo he dicho ordenado mi presente para labrar un futuro mejor- dijo Sena presa de la emoción
-          Futuro en el que permaneceré sola hasta que tome mi propia decisión- dijo ante la mirada estupefacta de Rieno que no dejaba de mirar le aspecto de la sirena
-          ¿ Sola? Me estás diciendo que no quieres comprometerte conmigo esta tarde?- dijo Rieno que no entendía las palabras de la sirena
-          Así es Rieno…creo que no estamos preparados para tomar esta decisión, hemos permanecido demasiado tiempo juntos y creo que nuestros sentimientos se hayan confusos…creo que debemos aplazar nuestro compromiso hasta descubrir los verdaderos sentimientos que se encuentran en nuestro interior- dijo Sena ante la mirada atenta de sus papas
-          Pero yo no dudo en lo que siento por ti- dijo Rieno intentando que la sirena recapacitara
-          Mis sentimientos son verdaderos- dijo el sireno intentando convencer a la sirena
-          No lo dudo Rieno….se que me aprecias tanto como yo te pareció a ti …pero lo que sentimos no es amor verdadero , ya que el amor verdadero no limita sino que otorga libertad y ligereza- dijo la sirena mientras que los papas se acercaban hasta ella con la intención de defender su postura
-          Mi pequeña tiene razón..quizás debíais tomarnos un tiempo para reflexionar y aclarar vuestros sentimientos…hoy celebraremos su aniversario pero ningún compromiso será anunciado- dijo el papa de la sirena acercándose comprensivamente hacia ella
-          Papa…mama—dijo emocionada la sirena Muchas gracias por vuestra comprensión,..sabía que me entenderíais- dijo la sirena abrazándose a sus papas y a sus hermanas
-          Y muchas gracias a todos por lo mucho que me habéis enseñado pero es hora de que me libre de las anteriores disposiciones y que sea libre de tomar mis propias decisiones .- dijo la sirena ante la mirada absorta de Rieno
-          Y ahora tengo que preparar la celebración de mi decimosexto aniversario, Rieno estas invitad a asistir si lo deseas aunque solo  formes parte de ella como invitado- dijo Sena ante la mirada de rabia de Rieno
-          No puedes hacerme eso Sena…¡Que dirán mis amigos…que pensaran mis familiares cuando vean que mi compromiso contigo ha sido anulado…no te lo perdonaré- dijo agitado  Rieno
-          No puedes hacerme esto- dijo sumido en una total desesperación
-          Olvídate de mi amistad para siempre…después del ridículo que me harás padecer no obtendrás nunca más mi comprensión ni mi ayuda, Te arrepentirás de lo que estás haciendo….nunca encontraras un sireno como yo- dijo el sireno ante la mirada convencida de la sirena
-          Esta vez sus palabras no lograran convencerme ..mi decisión está tomada y ahora me alegro más que nunca de haberme dado cuenta de cuál era la decisión más acertada- dijo la sirena mientras que Rieno salía enfurecido por la puerta
-          No celebrare contigo tu cumpleaños nunca más- dijo Rieno mientras que la familia de Sena intentaban reconfortarla
-          Déjalo Sena…ahora está dominado por el dolor pero cuando se le pase vera la  su verdadera realidad y comprobara que esta decisión ha sido la más acertada- dijo la mama abrazando a su hija
-          Si tal vez necesite partir en busca de la ayuda de la bruja del mar , estoy segura que ella le indicara el camino que  tiene que tomar para darse cuenta de su realidad- dijo la Sirena sin guardar en su interior el mas mínimo sentimiento de pena o de duda
-          La bruja del mar sin lugar a dudas le ayudará- dijo Sena recogiendo su corona de perlas y dirigiéndose a su habitación
-          Y ahora si no hay más que hablar tenemos una fiesta que celebrar- dijo mientras que se despedía de sus hermanas y comenzaba a preparar el festejo que esa misma tarde tendía lugar.



Y en cuanto la sirena Sena partió a su habitación comenzó a imaginarse como seria su nueva vida futura, comenzó a plantearse qué tipo de sireno deseaba para compartir su vida y como deseaba que este fuera, pensó como le gustaría configurar su nueva vida y el tiempo que le quedaba para disfrutar su vida en soledad. Gracias a la bruja del mar había aprendido que el amor incondicional no tiene tamaño, ni forma ni medida con la que te pretenda condicionar ya que debe estar libre de ataduras y de disposiciones que te pretendan  controlar.

Y colorín colorado este cuento se ha acabado

Los wikicuentos multiculturales
Mónica Zambranosu verdadera realidad y comprobara que esta decisión ha sido la más acertada- dijo la mama abrazando a su hija
-          Si tal vez necesite partir en busca de la ayuda de la bruja del mar , estoy segura que ella le indicara el camino que  tiene que tomar para darse cuenta de su realidad- dijo la Sirena sin guardar en su interior el mas mínimo sentimiento de pena o de duda
-          La bruja del mar sin lugar a dudas le ayudará- dijo Sena recogiendo su corona de perlas y dirigiéndose a su habitación
-          Y ahora si no hay más que hablar tenemos una fiesta que celebrar- dijo mientras que se despedía de sus hermanas y comenzaba a preparar el festejo que esa misma tarde tendía lugar.



Y en cuanto la sirena Sena partió a su habitación comenzó a imaginarse como seria su nueva vida futura, comenzó a plantearse qué tipo de sireno deseaba para compartir su vida y como deseaba que este fuera, pensó como le gustaría configurar su nueva vida y el tiempo que le quedaba para disfrutar su vida en soledad. Gracias a la bruja del mar había aprendido que el amor incondicional no tiene tamaño, ni forma ni medida con la que te pretenda condicionar ya que debe estar libre de ataduras y de disposiciones que te pretendan  controlar.

Y colorín colorado este cuento se ha acabado

Los wikicuentos multiculturales

Mónica Zambrano